Anuncios
Elecciones México 2024:

Cobertura Especial | LO ÚLTIMO

El expresidente sudafricano Zuma queda en libertad tras cumplir su pena de cárcel

Johannesburgo, 7 oct (EFE).- El Departamento de Servicios Penitenciarios sudafricanos confirmó este viernes que la pena de quince meses de prisión por desacato impuesta en junio de 2021 contra el expresidente Jacob Zuma (2009-2018), puesto en libertad condicional solo dos meses después por motivos médicos, ya se ha completado.

"El Departamento de Servicios Penitenciarios (DCS, en inglés) puede confirmar que el expresidente, Sr. Jacob Gedleyihlekisa Zuma, ha sido liberado", dijo esa agencia estatal en un comunicado.

"La sentencia de 15 meses del Sr. Zuma finalizó el viernes 7 de octubre de 2022", añadió el DCS, al subrayar que "todos los procesos administrativos han sido concluidos".

Zuma, de 80 años, ingresó en la cárcel a comienzos de julio de 2021 después de que el Tribunal Constitucional lo condenara por negarse a declarar repetidamente en el marco de una gran investigación, conocida como la "Captura del Estado", que estudia la presunta corrupción que afectó al aparato público sudafricano cuando era presidente.

Solo unos días después de su entrada en prisión se desataron en Sudáfrica disturbios y saqueos masivos que, si bien empezaron como protestas de apoyo al expresidente, degeneraron en una violencia general, espoleada por los graves problemas socioeconómicos del país, que causó 354 muertos.

El 5 de septiembre de 2021, pese a llevar únicamente unos dos meses de cárcel cumplidos, a Zuma se le otorgó una polémica libertad condicional por motivos de salud cuyos detalles no se hicieron públicos.

En diciembre, el Tribunal Superior de Gauteng Norte, con sede en Pretoria, declaró ilegal esa decisión, pero Zuma no volvió a la cárcel porque sus abogados iniciaron también los trámites de apelación, aún por resolver.

De forma paralela a esta causa, el expresidente está acusado en otro proceso de corrupción y otros delitos en relación con un acuerdo armamentístico de finales de los años 90.

En el llamado "juicio del acuerdo de armas", a Zuma se le imputan cargos de asociación ilícita, corrupción, blanqueo de dinero y fraude en relación a un acuerdo millonario firmado a finales de la década de 1990 con la empresa francesa Thales.

Al expresidente se le acusa, en concreto, de haber recibido sobornos millonarios con la intermediación de un asesor financiero.

Aunque el juicio debería haber empezado en mayo de 2021 -ya entonces arrastrando retrasos por la pandemia de la covid-19 y los trámites preliminares- ha sufrido numerosos aplazamientos por los intentos de Zuma de recusar al fiscal que lleva la causa, Billy Downer, al que acusa de no ser imparcial.

(c) Agencia EFE