Anuncios

El español celebrará en Perú el mestizaje frente a las identidades cerradas

Arequipa (Perú), 11 nov (EFE).- El IX Congreso Internacional de la Lengua Española (CILE), que albergará la ciudad peruana de Arequipa del 27 al 30 de marzo de 2023, celebrará el mestizaje y la interculturalidad como receta contra los alegatos que apelan imponer "identidades cerradas", anunciaron este viernes los organizadores.

"Me parece un asunto de capital importancia y no solo porque los filólogos sepamos cuáles son las aportaciones de la convivencia de muchas lenguas con nuestro idioma, sino porque estamos en un momento donde meditar sobre la identidad es decisivo", dijo en el acto de presentación del CILE en Arequipa el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero.

Esta meditación es, a su juicio, trascendental para quienes creen "en la dignidad y el derecho humano" frente a "muchos mecanismos que imponen identidades cerradas".

Precisamente, el CILE tendrá en 2023 como lema "Lengua española, mestizaje e interculturalidad. Historia y futuro" y contará con la presencia, entre otros, de Sergio Ramírez, Héctor Abad Faciolince, Gioconda Belli, Santiago Roncagliolo, Jorge Volpi o Martín Caparrós.

También acudirá el rey Felipe VI y se espera que se desplace el nobel Mario Vargas Llosa, nacido en Arequipa en 1936.

"Confío en que pueda organizar su agenda para estar aquí con nosotros", dijo acerca de Vargas Llosa el director de la Real Academia Española (RAE), Santiago Muñoz Machado, en una rueda de prensa que completó la presentación.

Sin embargo, aclaró que no puede "confirmar con absoluta exactitud" la presencia del escritor peruano en el CILE que se celebrará en su ciudad natal.

En total, se espera que acudan al CILE más de doscientos cincuenta conferencistas y ponentes internacionales, reconocidos nombres del mundo de la lengua española y la cultura en español entre académicos, escritores, lingüistas, historiadores, pensadores, editores, creadores, profesores, periodistas y científicos, entre otros.

Tras la apertura el 27 de marzo, se celebrará la sesión plenaria introductoria que lleva por título "El español, lengua común. Mestizaje e interculturalidad en la comunidad hispanohablante" y que incluirá una primera mesa de diálogo.

Precisamente, al referirse al lema que organizará el congreso, García Montero señaló que conoce "algunas prevenciones contra el concepto de mestizaje" porque consideran que "es un concepto que puede utilizarse para despreciar, por ejemplo, los ámbitos indígenas" o los "no mestizos".

"Frente a este peligro de las identidades cerradas, nada mejor que defender la convivencia, el diálogo y al fusión cultural. Por eso hay que defender el concepto de mestizaje no como algo que pueda provocar desprecio de identidades, sino como una invitación a las identidades abiertas", subrayó el poeta y director del Instituto Cervantes.

Esa reivindicación, a su juicio, es también "una invitación para preocuparse ante los supremacismos de las identidades cerradas" que, en el lenguaje, a veces se traduce en el deseo de las lenguas hegemónica en despreciar a las minoritarias y, a veces, en el deseo de esos sectores minoritarios en no aceptar la riqueza de una lengua común mayoritaria "que une y permite la convivencia".

EL ESPAÑOL, UNA LENGUA MESTIZA

Muñoz Machado, defendió el castellano como una lengua mestiza desde su origen, con influencias árabes y judías, que se enriqueció en América.

De América, explicó, ha recibido miles de palabras incluidas en el diccionario de la RAE, entre ellas, 794 del náhuatl y 560 del quechua, además de otras del chibcha, aymara, guaraní, mapuche o maya.

El director de la RAE destacó que el CILE será una "celebración que reúne, no solo a los mayores expertos en lengua y cultura hispánica del mundo", sino que a su alrededor se organizan grandes espectáculos como exposiciones, conciertos, presentación de novedades editoriales o teatro.

"Hervirán las calles de la ciudad de Arequipa atestadas de personas ávidas de estar presentes en los grandes juegos del español", prometió antes de asegurar que llegará "gente procedente de cualquier lugar del mundo, pero en especial del país anfitrión".

Cada una de las seis sesiones plenarias que tendrán lugar a lo largo de los cuatro días de trabajo del CILE comenzará con una ponencia general, a la que seguirá un coloquio o mesa de diálogo, y se ampliará su debate en paneles simultáneos.

En ellas se abordarán temas que comprenderán desde la neurociencia a la gastronomía, prestando atención a cuestiones como el desafío que supone la inteligencia artificial, la educación o el lenguaje claro.

(c) Agencia EFE