Anuncios

EEUU: Solicitudes de ayuda por desempleo caen a nivel más bajo desde septiembre de 2022

ARCHIVO - Un anuncio de vacantes es mostrado en un restaurante de Mount Prospect, Illinois, el 4 de diciembre de 2023. (AP Foto/Nam Y. Huh, archivo)

El número de estadounidenses que solicitan ayuda por desempleo en Estados Unidos cayó la semana pasada a su nivel más bajo en más de un año, subrayando la resistencia del mercado laboral a pesar de las elevadas tasas de interés con que se intenta enfriar la economía.

Las solicitudes disminuyeron a 187.000 para la semana que terminó el 13 de enero, un descenso de 16.000 con respecto a la semana previa, informó el Departamento de Trabajo el jueves. Esa es la menor cantidad registrada desde septiembre de 2022.

El promedio de cuatro semanas de solicitudes, que elimina algo de la volatilidad semana a semana, bajó en 4.750 a 203.250, el promedio más bajo para cuatro semanas en casi un año.

En general, 1,81 millones de estadounidenses cobraron prestaciones por desempleo durante la semana que finalizó el 6 de enero, una disminución de 26.000 respecto a la semana anterior.

Las solicitudes de ayuda por desempleo semanales son consideradas un reflejo de los despidos en Estados Unidos en una semana dada. Se han mantenido a niveles extraordinariamente bajos pese a las altas tasas de interés y una inflación elevada.

En un esfuerzo por combatir la mayor inflación en cuatro décadas tras una recuperación económica inusualmente fuerte tras la recesión de la pandemia de COVID-19 de 2020, la Reserva Federal aumentó sus tasas de interés de referencia 11 veces desde marzo de 2022.

Si bien la inflación ha disminuido considerablemente en el último año, el Departamento de Trabajo reportó la semana pasada que los precios en general aumentaron un 0,3% respecto de noviembre y un 3,4% respecto de 12 meses antes, una señal de que el intento de la Fed de reducir la inflación hasta su objetivo del 2% probablemente seguirá siendo un camino accidentado.

La Fed no ha modificado las tasas en sus últimas tres reuniones y la mayoría de los economistas pronostica múltiples reducciones para este año.