Anuncios

Filipinas convoca al embajador chino por últimos incidentes navales en aguas disputadas

Bangkok, 11 dec (EFE).- El Gobierno de Filipinas anunció este lunes que ha presentado una queja diplomática y ha convocado al embajador chino en Manila, Huang Xilian, debido a varios incidentes entre barcos chinos y filipinos en aguas disputadas el fin de semana.

La portavoz del Ministerio de Exteriores de Filipinas, Teresita Daza, denunció durante una rueda de prensa en Manila que buques chinos usaron cañones de agua contra barcos filipinos el sábado y el domingo en aguas que Manila considera dentro de su zona económica exclusiva, calificándolo una "violación de la ley internacional".

Un primer incidente ocurrió el sábado cerca del bajo de Mansiloc (atolón de Scarborough), situado a unos 220 kilómetros de la isla filipina de Luzón y el segundo tuvo lugar el domingo en las inmediaciones del banco de arena de Ayungin, unos 184 kilómetros al oeste de la isla filipina de Palawan, ambos en el mar de China Meridional.

"El uso de cañones de agua por parte de China son accione graves contra barcos filipinos realizando actividades legítimas en el área. Estas acciones vulneran la soberanía y jurisdicción filipinas y son una amenaza a la paz, buen orden y seguridad", precisó Daza.

La portavoz filipina indicó que las tareas de suministro realizadas por los barcos filipinos ocurrieron dentro de la zona económica exclusiva de Filipinas.

Daza recordó que la Corte de Arbitraje de La Haya dio la razón a su país en 2016 en el litigio soberanista que mantiene con Pekín en relación con este atolón y otras islas en el mar de China Meridional.

El presidente filipino, Ferdinand Marcos Jr., denunció ayer en X (antes Twitter) la "agresión y provocación perpetradas por la Guardia Costera y las milicias marítimas de China" contra los barcos filipinos, pero aseguró que su país continuará defendiendo su soberanía con "determinación".

China y Filipinas mantienen un conflicto por la soberanía de varias islas y atolones en el mar de China Meridional, que Pekín reclama casi en su totalidad y donde disputa territorios y soberanía marítima también con Malasia, Vietnam, Taiwán y Brunéi.

Las tensiones entre ambos países han aumentado en los últimos meses, mientras el presidente filipino refuerza su alianza de defensa con Estados Unidos y revierte el acercamiento a Pekín promovido por su predecesor, Rodrigo Duterte.

(c) Agencia EFE