Anuncios

Rescatan a dos sobrevivientes de deslave en el suroeste de China; hay 11 muertos

En esta imagen tomada de un video emitido por la televisora estatal china CCTV, rescatistas buscan entre los restos tras un alud de tierra en el poblado de liangshui, en la provincia suroccidental china de Yunnan, el lunes 22 de enero de 2024. Docenas de personas quedaron sepultadas y cientos fueron evacuadas por el deslave. (CCTV via AP)

BEIJING (AP) — Al menos 11 personas murieron el lunes en un alud que dejó enterrados a 47 residentes en gélidas temperaturas en una región montañosa del suroeste de China, mientras que el personal de emergencias logró rescatar a dos sobrevivientes.

El incidente ocurrió poco antes de las 6 de la mañana en el poblado de Liangshui, en la parte nororiental de la provincia de Yunnan. Para las 10 de la noche se habían recuperado 11 cuerpos y unas 500 personas fueron evacuadas de la zona.

Las cuadrillas de rescate seguían buscando víctimas enterradas en alrededor de 18 viviendas, informó el departamento de propaganda del condado de Zhenxiong.

La agencia noticiosa estatal Xinhua informó que, de acuerdo con los reportes preliminares de los expertos locales, el alud fue producto del desprendimiento de un tramo de ladera de más de 100 metros de ancho y 60 de alto, con un espesor promedio de seis metros. La agencia no entró en detalles sobre la causa del derrumbe inicial.

Los rescatistas tuvieron que lidiar con la nieve, los caminos congelados y las gélidas temperaturas que, de acuerdo con los pronósticos, permanecerán en la región durante los próximos tres días.

Luo Dongmei, de 35 años, estaba durmiendo cuando se produjo el deslave, pero logró sobrevivir y las autoridades locales la reubicaron en una escuela cercana.

“Estaba dormida, pero mi hermano tocó la puerta y me despertó. Decían que hubo un alud y la cama se estremecía, así que subieron las escaleras a toda velocidad y nos despertaron”, dijo Luo.

Luo, su esposo y sus tres hijos, junto con varios otros residentes, recibieron comida dentro de la escuela, pero aún esperaban cobertores y demás protección contra el frío, señaló.

Luo dijo que no ha podido ponerse en contacto con su hermana y su tía, quienes vivían más cerca del lugar del deslave. “Lo único que puedo hacer es esperar”, declaró.

El condado de Zhenxiong se ubica unos 2.250 kilómetros (1.400 millas) al suroeste de Beijing, y alcanza una altitud de hasta 2.400 metros (7.900 pies).