Anuncios

Trudeau dice que el despido de centenares de periodistas daña la democracia canadiense

Toronto (Canadá), 9 feb (EFE).- El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, advirtió este viernes que la decisión de la mayor empresa de telecomunicaciones del país, Bell Canada, de eliminar miles de puestos de trabajo, entre ellos cientos de periodistas, daña la democracia canadiense.

Trudeau aprovechó este viernes una rueda de prensa para criticar a Bell Canada y expresar su enfado con el anuncio realizado el jueves por la empresa de despedir 4.800 personas y vender 43 de sus 105 estaciones de radio regionales.

"Estoy furioso. Ha sido una decisión basura", declaró Trudeau.

El primer ministro canadiense explicó que la decisión de Bell Canada, que posee a través de su subsidiaria Bell Media uno de los principales conglomerados de medios de comunicación canadienses, daña el periodismo y la democracia canadiense.

"No es solo la erosión del periodismo y de periodismo local de calidad en un tiempo en el que la gente lo necesita más que nunca dada la desinformación (que existe). Es una erosión de nuestra democracia, de nuestra capacidad de contar historias los unos a los otros", dijo.

"Estoy bastante enfadado con lo que está pasando", añadió.

Bell Canada, que durante años tuvo prácticamente el monopolio de la telefonía en el país, es en la actualidad la mayor compañía de telefonía e internet de Canadá.

Además, a través de Bell Media, posee CTV (una de los mayores canales de televisión canadienses), la red de estaciones de radio iHeartRadio Canada, y una treintena de canales de televisión especializados, como el de deportes TSN, o el de economía BNN Bloomberg.

Los recortes anunciados el jueves, los mayores de la empresa en los últimos 30 años, se producen casi un año después de que Bell Media eliminase un 6 % de su fuerza laboral y cerrase nueve estaciones de radio.

Bell Canada ha culpado al Gobierno canadiense de los despidos al señalar que no ha actuado lo suficientemente rápido para ayudar a los medios de comunicación que se encuentran en crisis por la diversión de los ingresos por publicidad a gigantes como Google o Facebook.

(c) Agencia EFE