Anuncios

Lo que dejó el Superclásico: de la agresión de Armani a Lema y la reacción del zaguero de Boca a las fotos de los hinchas de River con Cavani

La agresión de Armani a Lema, al final del partido
La agresión de Armani a Lema, al final del partido

Las revoluciones habituales que se generan en un Superclásico siguieron muy aceleradas varios minutos después del pitazo final. De hecho, la prueba más evidente fue la que tuvo como protagonistas a Cristian Lema y Franco Armani. El zaguero de Boca y el arquero de River se encontraron en el círculo central, donde le reclamaron diferentes cuestiones del partido al árbitro Yael Falcón Pérez. En ese intercambio con el juez, Armani le pegó un disimulado puñetazo en la zona del hígado a Lema, que al momento de recibir el impacto estaba de espaldas.

La reacción del exLanús fue inmediata y sin pelos en la lengua. “¿Qué me pegás? Pedazo de cornudo, gorreado de mierda”, disparó. Acto seguido, ambos fueron separados y cada uno enfiló para los vestuarios junto a sus respectivos compañeros.

Pero no terminó ahí. Porque lejos de la vista de la mayoría de espectadores que asistió ayer al Monumental ocurrió otro capítulo. Allí, en la zona mixta, Lema decidió esperar a Armani con la intención de continuar la pelea. A ellos se les sumaron otros jugadores, aunque nada pasó a mayores ya que la seguridad apostada allí lo evitó. Si bien no hay cámaras de TV en ese sector, ese tenso momento se pudo apreciar gracias a la captura de los hinchas que pueden ver, blindex mediante, cómo es el ingreso de los futbolistas al vestuario.

Si bien ninguno de los dos se refirió después al episodio, el que sí lo hizo fue el defensor chileno Paulo Díaz, quien sumó más pimienta ante las cámaras: “Cuando estaba en Lanús no hablaba nunca y ahora que está en Boca se cree que puede venir a guapear acá”.

En su primer Superclásico, Lema tuvo varios episodios en los que buscó imponer su guapeza. Por momentos lo hizo jugando al límite del reglamento y en otros, evitando que los jugadores rivales se abusaran de la localía, como pasó cuando González Pírez se apropió de la pelota para hacer tiempo, luego de una fuerte infracción de Nacho Fernández sobre Merentiel, y el exLanús batalló con él para quitársela de mala manera.

Ahora bien, ¿Armani puede ser sancionado por su puñetazo a Lema? Por lo que se ve en las cámaras, Falcón Pérez no advirtió el golpe del arquero y tampoco lo habría registrado en su informe del partido. ¿Puede entonces el Tribunal de Disciplina actuar “de oficio”, ante la prueba evidente de los videos y citar a ambos? Esto es algo que recién podría saberse durante el paso de las horas de este lunes.

Cavani, de silbado a aplaudido

Edinson Cavani no la pasó bien en su primera visita al Monumental. Los hinchas de River lo chiflaron con fuerza cuando la Voz del Estadio lo nombró en las formaciones y más tarde se mofaron de la sequía goleadora que atraviesa el crack uruguayo. Incluso antes del inicio del partido se divirtieron aplaudiendo cada tanto que anotaba en la entrada en calor o le gritaban “burro” cada vez que malograba una chance.

Cavani fue silbado por todo el Monumental, pero varios hinchas de River luego le pidieron una foto al uruguayo
Cavani fue silbado por todo el Monumental, pero varios hinchas de River luego le pidieron una foto al uruguayo - Créditos: @Manuel Cortina

Sin embargo, el atacante de Boca se ganó el respeto con su despliegue, más allá de no tener situaciones claras para convertir. Incluso, acalló esas burlas de los locales al correr casi 50 metros para recuperar una pelota de atrás, más allá de la línea del mediocampo. Aunque los silbidos resonaron otra vez con fuerza con Diego Martínez decidió su reemplazo.

Pero lo que a nivel masivo buscó intimidar e incomodar al exManchester United, PSG y Napoli (entre otros clubes de renombre), en lo individual fue admiración. Es por eso que en la zona mixta, cuando Cavani se retiraba junto a sus compañeros del vestuario, varios fanáticos del Millonario lo esperaron para pedirle una foto.