Anuncios

"Sentí como si estuviera temblando"

CIUDAD DE MÉXICO, enero 16 (EL UNIVERSAL).- "Estaba trabajando aquí en la banqueta cuando escuche un estruendo y comenzó a llenarse de polvo, sentía como si estuviera temblando de nuevo" dijo José Luis testigo del desplome en el Tren Interurbano México–Toluca.

Alrededor del mediodía una grúa con capacidad de carga de 250 toneladas perdió el equilibro al intentar colocar una dovela sobre la vía elevada en la Calzada Minas de Arena, en la colonia Acueducto alcaldía Álvaro Obregón en las obras federales.

"Cuando se quitó todo el polvo vimos que el pedazo de concreto cayó encima de dos autos, que bueno que no había nadie" agregó el señor José Luis.

Paramédicos de dicha demarcación llegaron para atender a vecinos y trabajadores, mismos que no presentaban lesiones, algunos de ellos fueron atendidos por crisis nerviosa.

La pesada Loza quedó sobre la vialidad vehicular y el brazo de la grúa color rojo atraviesa las vías del tren interurbano en la zona de la terminal Observatorio.

En el lugar arribaron los equipos de emergencia, elementos de protección civil de la capital y es resguardada la zona por militares del Ejército Mexicano y policías metropolitanos quienes mantienen un acordonamiento en la zona cero.