Anuncios

Ricky Rubio: "He estado en la oscuridad, pero trabajando y con ayuda se sale"

Barcelona, 26 feb (EFE).- El base internacional español Ricky Rubio quiso mandar este lunes, durante su presentación oficial como jugador del Barça, un mensaje a todos aquellas personas que, como él, sufren o han sufrido problemas de salud mental al afirmar que "trabajando y con ayuda se sale de esta oscuridad".

"Por tres meses, para mí el baloncesto había acabado para siempre, pero en el último mes y medio he trabajado para llegar a este punto. Espero ayudar a la gente que está pasando por este momento. He estado en la oscuridad, pero trabajando, y con la ayuda necesaria de profesionales, al final se sale", explicó.

Rubio fue presentado este lunes en el Auditori 1899, en las inmediaciones del Spotify Camp Nou, en un acto que contó con la participación del presidente del FC Barcelona, Joan Laporta, y del directivo responsable de la sección de baloncesto, Josep Cubells.

El acto empezó, por deseo del propio Rubio, con un discurso en catalán en el que el jugador quiso "romper el silencio" con el que ha vivido los seis meses y medio de inactividad profesional que ha dedicado a recuperarse de su problemas de salud mental para agradecer a la prensa y el mundo del baloncesto "la privacidad".

Ricky pasó al castellano para elogiar la ayuda de la Federación Española de Baloncesto, pues estaba concentrado con la selección el pasado verano cuando decidió dejar de jugar y se decantó por el combinado nacional para reaparecer el pasado jueves.

"Cuando ocurrió, sentí lo que la familia significaba. Podría haber optado por presionarme y pensó más en la persona que en el jugador, me brindó espacio y apoyo importantes en un momento complicado. Ahora, otra vez me han brindado una ayuda increíble para poner un punto y seguido en la recuperación", señaló.

Rubio agradeció en inglés el "apoyo" y los "recursos" que le brindaron los Cleveland Cavaliers, su último equipo en la NBA, y volvió al catalán para agradecer el respaldo a su familia y amigos, a su terapeuta, y también al Barça.

"Lo que pedí no era fácil: entrar en club profesional a media temporada y pedir condiciones no habituales. Lo aceptaron en todo momento y por eso estamos aquí. El 'staff', la secretaría técnica y el vestuario me han entendido en todo momento", explicó.

El evento contó con la presencia de la plana mayor de la directiva del FC Barcelona y una nutrida representación de la sección de baloncesto, encabezada por el manager Juan Carlos Navarro, el técnico Roger Grimau y los jugadores Álex Abrines, Nico Laprovittola y Jabari Parker, entre otros.

Rubio explicó que desarrolló "un estrés crónico" que provocó que su "organismo se desregulara", algo que achacó a un factor interno, una mentalidad que le había llevado a "jugar al alto nivel" pero que "no era sostenible", y a otro externo, "la competición y el baloncesto" en sí mismos.

"Tras 18 años como profesional, me tenía que alejar del baloncesto. Pasé mucho miedo, pero era lo correcto", relató el base, quien aceptó las preguntas de los medios de comunicación y explicó que, después el 1 de agosto, se levantaba cada día pensando que el baloncesto "había acabado" para él.

"Nada me parecía bien. El jugador se comió a la persona, no sabía quién era. Tenía que dejar de lado al jugador, he ido trabajando a la persona. Empecé en el mundo profesional con 14 años y me construí de fuera a dentro, ahora me estoy construyendo de dentro hacia fuera. Cuesta mucho, pero es gratificante", relató.

Rubio confesó que vuelve a las pistas con la voluntad de "disfrutar el presente y aportar al colectivo en los objetivos que se han marcado", aunque siendo "menos autoexigente" consigo mismo. "Tenemos que relativizar mucho las cosas. Nos vamos a extremos y hay muchos grises en esta vida", comentó.

Ricky destacó la "conexión especial" con el cuerpo técnico y el vestuario como "claves" en su fichaje por el Barça y especificó que su contrato finaliza a final de curso y contempla una cláusula de rescisión por su recayera en sus problemas de salud mental.

El '9' aseguró que está "a disposición" de Grimau para debutar el viernes como azulgrana contra el Mónaco si lo considera oportuno.

(c) Agencia EFE