Anuncios

Un río atmosférico azota California y alertan por “impactos peligrosos y potencialmente mortales”

La gente transita con el agua hasta las rodillas a lo largo de una calle inundada como una poderosa tormenta atmosférica de larga duración, la segunda en menos de una semana, impacta California el 4 de febrero de 2024 en Santa Bárbara, California.
(MARIO TAMA / GETTY IMAGES NORTH AMERICA / Getty Images via AFP)
La gente transita con el agua hasta las rodillas a lo largo de una calle inundada como una poderosa tormenta atmosférica de larga duración, la segunda en menos de una semana, impacta California el 4 de febrero de 2024 en Santa Bárbara, California. (MARIO TAMA / GETTY IMAGES NORTH AMERICA / Getty Images via AFP) - Créditos: @MARIO TAMA

LOS ÁNGELES.- California decretó el estado de emergencia debido a una inundación en distintos distritos y cientos de miles de personas se quedaron sin electricidad luego de que una tormenta provocara fuertes lluvias. Un río atmosférico -el segundo en una semana- azotó al norte del estado del oeste de Estados Unidos, donde dejó caminos inundados y además provocó una inusual advertencia por fuertes vientos.

La tormenta inundó calles y derribó árboles y el tendido eléctrico en la zona de la bahía de San Francisco, donde los vientos alcanzaron una velocidad de 96 kilómetros por hora en algunas zonas. En las montañas se registraron ráfagas superiores a los 128 kilómetros por hora.

Un peatón sube sobre un árbol derribado que estaba bloqueando los cuatro carriles de la calle Fulton en la avenida 15 en San Francisco
(Scott Strazzante/San Francisco Chronicle via AP)
Un peatón sube sobre un árbol derribado que estaba bloqueando los cuatro carriles de la calle Fulton en la avenida 15 en San Francisco (Scott Strazzante/San Francisco Chronicle via AP) - Créditos: @Scott Strazzante

”Esta es una tormenta grave con impactos peligrosos y potencialmente mortales”, aseguró el gobernador, Gavin Newsom, al declarar el estado de emergencia para ocho condados del sur de California. Las áreas afectadas incluyen Los Ángeles, los condados de Orange, Riverside, San Bernardino, San Diego y Santa Bárbara.

Según el rastreador de suministro eléctrico PowerOutage.us, unos 800.000 hogares se quedaron sin electricidad la madrugada de hoy. Por su parte, el sitio aeronáutico Flightaware.com, indicó que decenas de vuelos dentro y fuera del aeropuerto de Los Ángeles tuvieron retrasos o fueron cancelados.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS, por sus siglas en inglés) había emitido anteriormente una advertencia de que “un fuerte sistema de tormentas en el Pacífico traería inundaciones peligrosas e impactantes, fuertes nevadas, vientos fuertes, inundaciones costeras y fuertes olas a California”.”Las fuertes lluvias traerán consigo la amenaza de inundaciones repentinas, urbanas y fluviales potencialmente mortales, así como flujos de escombros y deslizamientos de tierra”, indicó la entidad.

Las olas se volvieron marrón por el barro que acarreó la tormenta más potente de dos tormentas atmosféricas del río, y potencialmente la tormenta más grande de la temporada, llega a Santa Bárbara
(DAVID MCNEW / AFP)
Las olas se volvieron marrón por el barro que acarreó la tormenta más potente de dos tormentas atmosféricas del río, y potencialmente la tormenta más grande de la temporada, llega a Santa Bárbara (DAVID MCNEW / AFP) - Créditos: @DAVID MCNEW

La tormenta, con ráfagas casi 100 kilómetros por hora, es parte del denominado “Pineapple Express” (Expreso Piña), un fenómeno climático que nace en el archipiélago de Hawái cerca de donde llega la humedad tropical. El NWS la describió como “la tormenta más grande de la temporada”.

Seis condados de la zona de la bahía corrían un bajo riesgo de que las trombas llegaran a tierra firme y se convirtieran en tornados, dijo el Centro de Predicción de Tormentas. La última vez que el centro pronosticó un riesgo de tornado en la región fue en febrero de 2015, de acuerdo con el San Francisco Chronicle.

Palisades Tahoe, una estación de esquí ubicada a 320 kilómetros al nordeste de San Francisco, dijo que se anticipa la nevada más fuerte en lo que va de la temporada, con acumulaciones de 15 centímetros por hora para un total de hasta 60 centímetros. Era probable que hubiera una fuerte caída de nieve el lunes en Sierra Nevada.

El servicio meteorológico advirtió de
El servicio meteorológico advirtió de "numerosos deslizamientos de tierra dañinos" en las ciudades de Malibú y Beverly Hills en el condado de Los Ángeles, junto con las montañas de Santa Mónica (AP Photo/Ethan Swope) - Créditos: @Ethan Swope

En tanto, el sur de California estaba en riesgo de inundaciones significativas debido al lento avance del sistema, dijo Ryan Kittell, de la oficina del sistema meteorológico del área metropolitana de Los Ángeles. “El centro del sistema de baja presión es muy profundo, y se mueve muy lento y está muy cerca de nosotros. Y es por eso que tenemos esos vientos tan fuertes. Y su lentitud es lo que causa estos elevados totales de precipitaciones y el riesgo de inundaciones”, dijo en una sesión informativa el domingo.

Gran parte del estado apenas se empezaba a secar tras el paso de la tormenta de la semana pasada, la cual dejó inundaciones y caída de nieve en las montañas. La “Pineapple Express” llegó el sábado al norte de California, cuando la mayor parte del estado se encontraba bajo aviso por la posible presencia de vientos, oleaje o inundaciones.

El teléfono sonaba sin cesar en el Centro de Mejoras para el Hogar de Santa Bárbara, debido a consultas para obtener sacos de arena, linternas y generadores, dijo la subgerente Lupita Vital. Los sacos de arena se agotaron el sábado, por lo que los clientes compraron en su lugar bolsas de tierra para macetas y fertilizantes, dijo.

“La gente está tratando de conseguir cualquier cosa que sea pesada que puedan usar como protección para sus puertas y aberturas”, dijo Vital el domingo.

Agencias AFP y AP