Anuncios

Putin acusa a Ucrania de intentar frustrar su reelección con ataques fronterizos

Moscú, 15 mar (EFE).- El presidente ruso, Vladímir Putin, acusó este viernes a Ucrania de intentar frustrar su reelección con ataques fronterizos cometidos durante la primera jornada de los comicios presidenciales, en la que votó un tercio de los rusos convocados a las urnas.

"Con el fin de torpedear las elecciones, atemorizar a la gente, en varias regiones fronterizas con Ucrania el régimen neonazi de Kiev planeó e intenta ejecutar acciones militares demostrativas (...) Estos ataques enemigos no pueden quedar y no quedarán impunes", afirmó.

Putin, que busca seguir durante otros seis años al frente del Kremlin, presidió por videoconferencia una reunión del Consejo de Seguridad de Rusia, a la que asistió el ministro de Defensa, Serguéi Shoigú.

Ucrania torpedea las presidenciales

"¿A quién han decidido amedrentar? ¿Al pueblo ruso? ¿Al pueblo multinacional de Rusia? Eso nunca ha sucedido y estoy seguro de que nunca sucederá", afirmó.

El líder ruso aseguró que esos ataques contra las regiones de Kursk y Bélgorod -la más castigada desde el principio de la guerra en Ucrania con 103 muertos- tenían objetivos "civiles".

Al menos dos civiles rusos murieron en el ataque perpetrado con 15 misiles Vampire de producción checa contra Bélgorod; después de que, por su parte, Moscú atacara el viernes una zona residencial de la ciudad ucraniana de Odesa con un saldo de 14 muertos y 46 heridos.

A su vez, Putin denunció que desde el 12 de marzo el ejército ucraniano utiliza "unidades especiales de mercenarios extranjeros y fuerzas de apoyo del Ejército ucraniano" para intentar "entrar y afianzarse" en territorio ruso.

"Cometieron toda una serie de ataques de sabotaje y terrorismo, cuatro en la región de Bélgorod y una en la de Kursk. Utilizaron más de 2.500 efectivos, 35 tanques y cerca de cuarenta blindados de combate", resaltó.

Con todo, añadió, "el enemigo no logró tener éxito (...), fue repelido y se replegó, o mejor dicho, salió huyendo, con gran cantidad de bajas. Perdió cerca del 60 % de los efectivos y más de la mitad de los blindados".

Según informó esta mañana el Ministerio de Defensa ruso, las tropas ucranianas sufrieron más de 1.500 bajas, 500 de ellas mortales durante las incursiones de los últimos tres días.

Tinta y pintura contra la reelección de Putin

Las elecciones se celebran en medio de unas estrictas medidas de seguridad, lo que no impidió que se produjeran varios incidentes en los colegios protagonizados por individuos a sueldo de Ucrania, según la Comisión Electoral Central (CEC).

Varias personas, en su mayoría mujeres, rociaron tinta, pintura o antiséptico verde en urnas de Moscú, San Petersburgo y otras ciudades de este país, lo que invalidó las papeletas.

Otras intentaron quemar colegios o cabinas con la ayuda de líquido inflamable y cócteles mólotov.

"Todos han sido detenidos y otros que se atrevan a intentarlo, también serán detenidos", aseguró Ela Pamfílova, presidenta de la CEC.

Pamfílova, quien aseguró que los infractores podrían ser condenados a 3-5 años de cárcel por obstruir el proceso electoral, destacó que "no se trata de gamberradas, sino de acciones con elementos de terrorismo".

Todos los miembros de las comisiones electorales llevan en sus solapas una "V" con los colores de la bandera tricolor rusa, emblema de estas elecciones, pero también símbolo de la actual campaña militar rusa en Ucrania.

Alta participación en la primera jornada

Contra todo pronóstico, casi un tercio de los rusos (más de 30 millones) ejerció su derecho al voto en las primeras 12 horas de votación, según la CEC.

A eso hay que sumar los 2,6 millones de rusos que votaron por adelantado, lo que incluye a los más de 600.000 soldados que combaten en Ucrania.

Esa participación fue especialmente llamativa en regiones del extremo oriente ruso como Chukotka, donde votó más del 60 %, o Magadán y Sajalín, donde lo hicieron más de la mitad.

Las elecciones también transcurren en las zonas ocupadas por el ejército ruso en las cuatro regiones ucranianas anexionadas por Moscú (Donetsk, Lugansk, Jersón y Zaporiyia).

Putin, que cuenta con una intención de voto por encima del 80 %, lo hizo hoy desde su despacho en un intento de promover el voto electrónico, considerado fraudulento por la oposición.

La Unión Europea, que considera ilegal la votación en territorio ucraniano, felicitó por anticipado a Putin por su victoria el domingo en unas elecciones "sin oposición" y "sin libertad", en alusión a que los únicos tres rivales del líder ruso son parte del sistema.

"Quisiera felicitar a Vladímir Putin por su aplastante victoria en las elecciones que comienzan hoy", escribió este viernes Charles Michel, presidente del Consejo Europeo, en la red social X.

(c) Agencia EFE