Anuncios

Pumas 7s arrolló a Irlanda y definirá el Seven de Perth contra Australia

Matías Osadczuk ataca ante la resignación irlandesa; el jugador de Pumas 7s consiguió el segundo try en la semifinal del Seven de Perth que Argentina ganó por 24-5.
Matías Osadczuk ataca ante la resignación irlandesa; el jugador de Pumas 7s consiguió el segundo try en la semifinal del Seven de Perth que Argentina ganó por 24-5. - Créditos: @Crédito: @lospumas7arg

Da gusto ver jugar a Pumas 7s. Más allá de que entre a la cancha con la presunción de que va a ganar cada partido. Da gusto ver lo que hace sobre el césped. Un ejemplo es lo que realizó en su semifinal del Seven de Perth, en la que abrumó a Irlanda. La superioridad fue mayor que la que sugiere el 24-5 que hizo finalista al seleccionado argentino en el tercer certamen del Circuito Mundial de Seven, que tiene lugar en el caluroso y soleado oeste australiano.

El encuentro decisivo tendrá lugar a las 6.53 de esta madrugada argentina, con transmisión de la plataforma Star+, y el oponente será Australia, que en la segunda semifinal superó sorpresivamente a Fiji por un holgado 22 a 7, gracias a su superioridad en la segunda etapa.

El primer try, de Luciano González Rizzoni

Pero la supremacía más amplia fue la de Pumas 7s sobre los irlandeses, a quienes los dirigidos por Santiago Gómez Cora casi no los dejaron hacer. Tanto fue así que la primera posesión de los europeos se dio a los 6m20s, casi sobre el cierre del primer tiempo. Y en el segundo hubo una sola, la del único try verde. Los celestes y blancos fueron avasallantes, y a poco estuvieron de conseguir un quinto try en el desenlace de la confrontación, impedido por un knock-on de Marcos Moneta en una escapada con marca cercana.

El Rayo fue, una vez más, el mejor. A sus conocidas velocidad y elusiones añade la capacidad de off-load, de pase en el contacto. Y gana visión de juego. Su rapidez desarma defensas, como en la segunda conquista de Pumas 7s, en la que quebró una línea y cedió inteligente la pelota a Matías Osadczuk, cuanto genera inercia para que el juego colectivo termine designando a otro para anotar. No se privó de hacerlo él mismo, claro. Rara vez pasa un partido sin que él apoye en el in-goal ajeno. En este caso, lo hizo cuando recibió de Santiago Mare al acompañar la jugada y, como una flecha, dejó atrás a los rivales con un estiletazo entre la retaguardia. Siete conquistas en Perth, 18 en la temporada y 118 en su carrera, a los 23 años, acumula el premiado como mejor rugbier del planeta en juego reducido en 2021.

El segundo, de Matías Osadczuk

Pero esta vez el camino de la victoria fue abierto por otra figura descomunal de la selección argentina de seven. El equipo ya monopolizaba la posesión a los tres minutos y barría de un lado al otro de la cancha en busca de un intersticio, que fue creado por Luciano González Rizzoni, ese combo de talento y potencia que requiere de más de un contrario para ser derribado. Su corrida diagonal generó el espacio y una serie de hand-offs mantuvo a raya al impotente rival que lo perseguía, hasta que el número 11 aterrizó en el in-goal.

La mitad inicial concluyó 19 a 0, y aunque la segunda tuvo un parcial de 5-5, el dominio albiceleste continuó, enfático. Y se patentó en un lindo tercer try, resuelto por el “mejor jugador del mundo”, según la transmisión televisiva. Rodrigo Isgró, que volvió al Circuito luego de participar en septiembre y octubre en el Mundial Francia 2023 como parte de los Pumas de rugby de 15, liquidó con una zambullida de delfín y un apoyo del balón a una mano. Fue el cuarto try de un desempeño nacional que mereció más, porque constó de posesión, fuerza, inteligencia de movimientos, habilidad, prevalencia física.

El tercero, de Marcos Moneta

Las estadísticas reflejan ese estupendo rugby que viene ofreciendo Pumas 7s desde hace tiempo. Se trató del tercer triunfo sucesivo sobre Irlanda, y del quinto en los últimos ocho cruces con ese conjunto. De las últimas diez semifinales que protagonizó, Argentina ganó todas; la última perdida fue la de Sevilla 2022, a manos de Australia. Y este equipo es su último obstáculo en Oceanía, el escollo al que deberá imponerse en su sexta final seguida en el tour (Singapur, Toulouse y Londres, en la temporada anterior, y Dubái, Ciudad del Cabo y Perth, en la actual).

Está invicta la selección a lo largo del campeonato: venció por 28-5 a España, 29-5 a Canadá, 19-5 a Sudáfrica y, ya en los cuartos de final, 28-17 a los españoles, nuevamente. En esa última etapa los irlandeses habían superado a Francia por 21 a 14; Fiji, a Sudáfrica por 14 a 12, y el conjunto anfitrión, a Estados Unidos por 31 a 7. Salga como salga en el encuentro decisivo del torneo, el plantel de Unión Argentina de Rugby conservará el liderazgo en el ranking, en el que acumula los 38 puntos conseguidos en las etapas de Emiratos Árabes Unidos y Sudáfrica, con 8 de ventaja sobre los fijianos y los sudafricanos.

El cuarto, de Rodrigo Isgró

Tendrá que ratificar en la final, frente al local, ese gran momento. Mientras, a largo plazo la vista está puesta en París 2024. La idea es que la explosión de rendimiento sea en plenos Juegos Olímpicos. La competencia en la que una medalla dorada cuenta dentro del rugby pero más para el deporte argentino todo.