Anuncios

El presidente de Guatemala cumple siete días al frente del país y espera a la fiscal general

Ciudad de Guatemala, 22 ene (EFE).- El presidente de Guatemala, Bernardo Arévalo de León, cumplió este lunes una semana al frente del país centroamericano con un Gabinete de Gobierno completo en funciones y a la espera de una cita frente a frente con la fiscal general, Consuelo Porras, quien trató de evitar su investidura tras su triunfo electoral.

"Hemos juramentado a todas y todos los secretarios y ministros, instalando el Gabinete con más mujeres en la historia del país", dijo Arévalo de León, de 65 años, en un mensaje a través de sus canales oficiales, al filo de la medianoche del domingo.

Dicho Gabinete, compuesto por ocho hombres y seis mujeres, originalmente tenía paridad en número pero la ministra nombrada para la cartera de Energía y Minas, Anayté Guardado, dimitió por críticas en su contra cuando aún no había tomado posesión.

Arévalo de León fue investido en la madrugada del 15 de enero, en una accidentada jornada en el Congreso donde diputados aliados al presidente saliente, Alejandro Giammattei, intentaron entorpecer los procedimientos legales que establece la ley para la transición gubernamental.

Precisamente al respecto de Giammattei, Arévalo de León recordó en el resumen de su primera semana al frente de la nación que derogó varias disposiciones que brindaban seguridad adicional al exgobernante y su círculo más cercano.

El nuevo mandatario también presumió que en su primera semana desde su investidura removió docenas de vallas "que limitaban el acceso" al Palacio Nacional de la Cultura, sede del Gobierno en el centro de la Ciudad de Guatemala. La medida había sido implementada por Giammattei con el objetivo de blindarse contra manifestaciones.

Sobre la fiscal general, Arévalo de León recordó que está citada "a mi despacho" para que traslade un "informe" de su "gestión" en "temas de importancia" para el país.

Porras Argueta y el Ministerio Público (Fiscalía) intentaron en 2023 evitar la investidura del actual presidente de distintas maneras, pero la presión de la población indígena y de la comunidad internacional evitaron un "golpe de Estado", como lo llamó el mismo Arévalo de León el 1 de septiembre pasado.

La ley guatemalteca establece actualmente que el presidente no tiene la potestad de despedir a la fiscal general de su cargo.

Porras Argueta fue reelegida en su puesto en 2022 por Giammattei y su estancia al frente de la Fiscalía culmina de manera oficial en 2026.

Arévalo de León ganó los comicios presidenciales en 2023 de la mano del partido progresista Movimiento Semilla por un período de cuatro años, hasta el 14 de enero de 2028.

(c) Agencia EFE