Anuncios

La OEA determina que las denuncias de irregularidad electoral en Guatemala son infundadas

Washington, 10 oct (EFE).- La Organización de los Estados Americanos (OEA) afirmó este martes que las denuncias de supuestas irregularidades en las elecciones de Guatemala son infundadas y dijo albergar "con beneplácito" la reanudación del proceso de transición.

La misión que viajó a Guatemala entre el 27 y 29 de septiembre "ha analizado los hallazgos en los que se basan las denuncias planteadas sobre presuntas irregularidades en la primera y segunda vuelta" y "ha verificado que son infundadas", dijo el secretario general de la OEA, Luis Almagro, en una sesión extraordinaria del consejo permanente del organismo.

Almagro sostuvo que el presidente electo, Bernardo Arévalo de León, "ha puesto lo mejor de sí para que el proceso sea pacífico y llega adonde tiene que llegar", y añadió que el Ejecutivo encabezado por el presidente saliente, Alejandro Giammattei, también está "plenamente comprometido" con el mismo.

Arévalo de León, que será el primer gobernante progresista de Guatemala en 70 años, ganó el pasado 20 de agosto las elecciones presidenciales y debe asumir el cargo a partir del 14 de enero de 2024, pero el Ministerio Público ha intentado suspender a su partido, el Movimiento Semilla.

"Nuestras puertas permanecen abiertas para el diálogo", dijo Almagro, que ofreció la "asistencia técnica y otras herramientas institucionales" de la OEA para facilitar la transición presidencial guatemalteca.

En su opinión, "siguen existiendo obstáculos, en particular por parte del Ministerio Público", cuya actuación calificó de "indebida, improcedente e injustificada", con "tácticas intimidatorias".

"Todos los esfuerzos de la fiscalía están concentrados en un partido. No es admisible, no es de recibo ni aceptable de ninguna manera", dijo el secretario general de la OEA, destacando que no se ha visto "la misma capacidad de acción contra el crimen organizado".

La OEA, a petición del Ejecutivo guatemalteco, anunció este pasado sábado el envío de una delegación integrada, entre otros, por el exministro de Defensa de Uruguay Luis Rosadilla para mediar en la crisis de Guatemala.

Arévalo de León indicó en una intervención telemática que hay que "determinar bien" entre quienes podría darse dicha mediación "si se espera que esta dé lugar a acuerdos serios", y dejó claro también que "no habrá mediación posible sin la participación directa de los pueblos originarios".

El mandatario electo también invitó al organismo a emitir "una declaración o resolución" en la que "en términos claros y contundentes se inste al Gobierno de la República a cumplir con sus responsabilidades institucionales, con sus compromisos con la democracia, para instruir al Ministerio Público a que cese el acoso y la persecución penal".

"La defensa de la democracia en Guatemala y en el continente requiere una declaración contundente", concluyó en su comparecencia, donde solicitó igualmente a la OEA que "continúe el acompañamiento" a la situación en su país.

La sesión se produjo en un momento en que las protestas y bloqueos de carreteras se mantienen con fuerza en Guatemala por noveno día consecutivo, pese a la advertencia de Giammattei de perseguir judicialmente a quienes provoquen esos tapones.

Las protestas fueron convocadas e iniciadas por la organización indígena 48 cantones del departamento de Totonicapán (oeste) para reclamar la dimisión de la jefa del Ministerio Público, Consuelo Porras Argueta, a quien acusan de intentar alterar los resultados de las elecciones.

(c) Agencia EFE