Anuncios

Octagón encendió la Arena Coliseo con una triunfal reaparición

CIUDAD DE MÉXICO, febrero 26 (EL UNIVERSAL).- Octagón regresó a la Arena Coliseo, el lugar donde alguna vez fue feliz como luchador profesional.

Tuvieron que pasar más de treinta años para que el llamado 'Amo de los Ocho Ángulos' pisara de nueva cuenta el enlonado de Perú 77, y lo hizo aliado a su compañero inseparable: El triunfo.

"Estoy muy contento, con sentimientos encontrados, después de tantos años. La última lucha aquí fue el 24 de marzo de 1992, han pasado muchas cosas, pero la gente que me apoyó entonces, que creció conmigo, me vino a ver y trajo a sus hijos", compartió el mítico enmascarado para

Feliz, con una sonrisa de satisfacción, el luchador veracruzano dio gracias por la oportunidad. "La vida me lo ha dado todo y agradezco al CMLL que volvió a creer en Octagón. La única manera de pagar es haciendo bien las cosas arriba del ring, para que la gente salga con buen sabor de boca. La intención es hacer una temporada larga en la empresa".

Reapareció de la mano de Esfinge y un contemporáneo, Blue Panther, quien, tras ganar la primera caída, levantó a Octagón en hombros para celebrar. "Tenía muchos años que no lo vivía y vivirlo en la Arena Coliseo, la casa que me vio nacer y crecer y me hizo estrella, yo creo que no tengo palabras para decir gracias".

Recordar es vivir, así que decidió volver a la Coliseo con la máscara clásica, esa que lo enlazó a la fama en el pasado. "Con la máscara que usé hace 31 años, con ella regresé. Cuando uno está chavo comete muchas tonterías, no tuve que salirme del CMLL, hubo consecuencias y me arrepentí, pero es de caballeros aceptar y volver a donde alguna vez fuiste feliz".

Volver a luchar en el embudo coliseíno "me sabe a gloria, la gente desde que salí me apoyó y me dio la confianza, soy un luchador de la tercera edad, fue un honor volver".