Anuncios

Normalista asesinado fue a protesta en Palacio Nacional

CHILPANCINGO, Gro., marzo 12 (EL UNIVERSAL).- Yanqui Kothan Gómez Peralta, el normalista asesinado por policías estatales la noche del jueves en Chilpancingo, participó "en primera línea" en la protesta en la Ciudad de México el miércoles pasado, cuando estudiantes de Ayotzinapa derribaron una de las puertas de Palacio Nacional.

El abogado del Centro de Defensa de Derechos Humanos de la Montaña, Tlachinollan y de los padres y madres de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa, Vidulfo Rosales Sierra, afirmó que es importante que se incluya como una línea de investigación del asesinato de Yanqui Kothan su participación en la protesta en Palacio Nacional.

Rosales Sierra explicó que ese día, Yanqui Rothan envió a su familia una captura de pantalla de una transmisión de Radio Fórmula de la protesta en Palacio Nacional, en la que él aparecía.

"La familia nos muestra la foto, nos dice que él andaba allá porque nosotros le preguntamos que, si había estado yendo a la jornada de lucha y nos dijeron sí, pues él estuvo ayer allá en la protesta, estuvo ayer miren, aquí tenemos la foto", contó el abogado.

-¿Encuentran un vínculo, entre el asesinato del normalista y la protesta en Palacio Nacional?

-Es muy aventurado decir eso, pero lo que yo sí creo importante es que se investigue esta línea, no se quede por fuera, que también sea motivo de una indagatoria para deslindar responsabilidades plenamente porque no vaya a ser que tenga alguna relación. Es muy coincidente que un día antes él haya estado en primera línea de la protesta, con todas las tensiones que se generaron posteriormente, y al día siguiente en unas circunstancias que ni siquiera era un operativo lo hayan asesinado. Era una camioneta que había sido tomada por los estudiantes y el gobierno del estado sabía que esa camioneta estaba en poder de estudiantes, si es que la miraron a través del C4, sabían que eran los estudiantes y aun así los atacaron.

Sobre los videos grabados en el C4, Rosales Sierra afirmó que el gobierno en un primer momento se negó a entregarlos a la Fiscalía General del Estado. "Nunca quisieron entregarlo a la FGE (…) la fiscalía solicitó ese video, pero nunca fue entregado, tenemos entendido que hasta el sábado por la tarde-noche se la entregaron, pero ya cuando el expediente había sido remitido a la FGR".

Rosales Sierra explicó que además de los videos, hay otras pruebas contundentes para aclarar que los normalistas nunca dispararon.

"Hay un dictamen de balística de efectos que es muy claro que dice. Uno: los disparos se efectuaron a un metro de distancia y que las balas que aparecen incrustadas en la camioneta, sus trayectorias son de afuera hacia adentro, todos. Se concluye que los jóvenes no dispararon", precisó el abogado.

Agregó que la camioneta recibió cuatro disparos.

Señaló que dentro de la camioneta donde viajaban los normalistas no hallaron casquillos de la supuesta arma que hallaron los policías.

"Dicen que encuentran una pistola .22 dentro -que seguramente fue sembrada- pero no se encuentra ningún casquillo asociado a la pistola, ningún casquillo percutido en la zona ni en la camioneta ni en la escena inmediata", dijo el abogado.

Rosales Sierra contó que la policía armó que detuvo a dos normalistas y que, supuestamente, uno llevaba un arma larga, pero que nunca la presentaron.

-El presidente dijo que se va a castigar a los responsables. No dijo nombres, se supone que serán policías detenidos, ¿piensas que debe haber más detenidos?

-No sé qué posición tenga la Normal, pero a juicio de Tlachinollan, pensamos que deben ser investigadas también las autoridades que avalaron, que hicieron suya la versión de la Policía, esa versión manipulada, construida para inculpar a los estudiantes o para evadir su responsabilidad. Por eso digo que a nosotros nos deja tranquilos la posición del presidente -quien este lunes aseguró que el asesinato del normalista fue un caso de abuso de autoridad- y eso abre una posibilidad de que la investigación se limpie, que la investigación se corrija y que de todos los que resulten implicados, ya sea por acción directa o por encubrir, pues que se les finque responsabilidades penales, sino las autoridades van a seguir. Eso alienta la impunidad, a que sigan cometiendo excesos, a que se sigan cometiendo violaciones a los derechos humanos contra Ayotzinapa.

El abogado Vidulfo Rosales Sierra señaló también al secretario General de Gobierno, Ludwig Marcial Reynoso Núñez, y al secretario de Seguridad Pública de Guerrero, el general brigadier del Ejército, Rolando Solano Rivera, por encubrir a los policías estatales y por mentir.

El dato

El joven Yanqui Kothan estuvo en la protesta en la que se rompió una puerta de Palacio Nacional.