Anuncios

Nieve y gélidas temperaturas persisten en gran parte de EE.UU., con vuelos cancelados

Washington, 16 ene (EFE).- Las nevadas y las gélidas temperaturas persisten este martes en buena parte de Estados Unidos, dificultando la movilidad de vehículos y provocando la cancelación de centenares de vuelos en el país.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS, en inglés) detalló en un comunicado que la caída de nieve continúa en el Atlántico norte y en el noreste del país, mientras que se esperan lluvias heladas en la costa noroeste del Pacífico.

A lo largo del martes se pronostican nevadas fuertes en Nueva Inglaterra y moderadas en algunas partes del estado de Nueva York.

Las oficinas del Gobierno federal y los colegios ubicados en la capital, en Washington D.C., permanecerán cerrados durante todo el día por la acumulación de nieve.

La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés), según afirmó a EFE su portavoz, Daniel Llargués, aún no ha recibido solicitudes de autoridades locales para que dicho organismo las ayude con recursos federales para hacer frente a la tormenta.

"Las autoridades locales y estatales responden primero a las emergencias; si estas sobrepasan sus capacidades, entonces los gobernadores pueden someter una petición por desastre mayor a FEMA, que el presidente va a otorgar o denegar", añadió Llargués.

De todos modos, consideró que es posible que en las próximas horas lleguen las primeras peticiones, puesto que "ha sido una tormenta de gran magnitud en diferentes partes del país".

Los termómetros volverán a marcar temperaturas muy gélidas, por debajo de los -30 grados, en zonas de las Montañas Rocosas, las Grandes Llanuras y el Medio Oeste de Estados Unidos.

Al menos 1.385 vuelos han sido cancelados este martes en Estados Unidos. El lunes hubo en total 3.340 cancelaciones en medio de la ola de frío, según el portal Flight Aware.

La mayor compañía energética de Texas, ERCOT, hizo este martes un llamamiento a los ciudadanos y a las empresas a que intenten ahorrar energía, dado que las temperaturas están por debajo del punto de congelación y hay una demanda récord de electricidad.

Llargués se hizo eco de esas recomendaciones de ERCOT y apuntó la importancia de tener un "kit de emergencia" que contenga elementos como comida, agua embotellada, documentos y medicamentos para hacer frente a contextos meteorológicos inesperados.

Según el servicio meteorológico, el clima se moderará durante el miércoles, pero una nueva ola de aire ártico azotará el país a finales de la semana, por lo que Llargués recalcó la importancia de tener “un plan de contingencia”.

La ola de frío que desde la semana pasada azota Estados Unidos ha dejado al menos siete muertos en los estados de Arkansas, Misisipi, Tennessee y Oregón, informó la CNN.

Los caucus de Iowa del lunes, la primera cita de las primarias republicanas para las elecciones presidenciales, fueron los más gélidos de la historia, con temperaturas de 30 grados bajo cero.

(c) Agencia EFE