Anuncios

El ministro de Justicia argentino lanza un plan de "transformación" procesal para el país

Buenos Aires, 19 mar (EFE).- El ministro de Justicia de Argentina, Mariano Cúneo Libarona, anunció este martes un proceso para "transformar la Justicia" en el país suramericano y aseguró que viajará próximamente a Rosario, epicentro nacional del crimen asociado al narcotráfico, aunque rehusó especificar cuándo para que no le "esperen a los tiros".

En una rueda de prensa, Cúneo lanzó un programa para implementar un nuevo ordenamiento procesal federal en Argentina que otorgue a los fiscales más herramientas para investigar las redes de crimen organizado más complejas del país.

La vocación del ministerio es dotar a la Justicia argentina de "mayor eficacia, transparencia y rapidez". mediante la introducción del llamado sistema acusatorio.

"(El nuevo ordenamiento) es un sistema idóneo y eficaz, con oralidad, transparencia, publicidad, participación de partes, no tanto papeleo y mucho más rápido", dijo Cúneo.

El ministro especificó que el nuevo ordenamiento está inspirado en los sistemas vigentes en las provincias noroccidentales de Salta y Jujuy.

Cúneo aseguró que esta "transformación" de la Justicia ha sido un pedido expreso del presidente Javier Milei, que ha ordenado que la política "no intervenga" en la Justicia y que "existan la división de poderes y la independencia judicial".

"Todas estas reformas que estamos emprendiendo tienden a que tengamos una justicia eficiente y una justicia rápida, que es por lo que clama la sociedad", apuntó.

En este sentido, Mariano Cúneo aseguró que el Ministerio de Justicia cuenta con los fondos y los medios necesarios para hacer frente a una reforma de este calado.

Preguntado por la compleja situación en Rosario, la tercera ciudad más poblada del país, el ministro reconoció que los esfuerzos del departamento que dirige estarán centrados en la implementación del nuevo ordenamiento federal en esta zona, que atraviesa una situación de emergencia.

"En estos días viajaremos a Rosario, no digo el día, a ver si me están esperando a los tiros", expresó.

En las últimas semanas, la crisis de inseguridad en Rosario se ha agudizado después de los asesinatos de al menos cuatro personas no vinculadas al narcotráfico.

El Gobierno de Milei y el Ejecutivo de la provincia de Santa Fe han extremado las medidas de seguridad en la ciudad, desplegando a efectivos de las fuerzas federales y del Ejército para llevar a cabo tareas de apoyo logístico.

Además del nuevo ordenamiento procesal, el Ministerio de Justicia también tiene previsto impulsar los juicios por jurados en Argentina y una reforma del Código Penal del país.

(c) Agencia EFE