Anuncios

Los millones de pesos que perdió Querétaro a un año de los incidentes

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 5 (EL UNIVERSAL).- Los hechos violentos que sucedieron hace un año entre aficionados de Querétaro y Atlas derivaron en una serie de castigos y consecuencias que impactaron dentro y fuera de la cancha a la institución queretana. A un año de los incidentes, se estima que las pérdidas económicas en Gallos superan los 74 millones de pesos.

En primera instancia, tuvieron que pagar la multa de 1 millón 500 mil 96 pesos impuesta por la Federación Mexicana de Futbol. Posteriormente, con la imagen del club manchada de sangre ante los ojos del mundo, algunas de las marcas patrocinadoras del equipo decidieron terminar sus contratos y con ellos, otra fuente de ingresos que se le escapó al Querétaro. Tal es el caso de la Sociedad Cooperativa Trabajadores Pascual SCL, que representó una pérdida de 19 millones 500 mil pesos de un convenio acordado en 26 millones de pesos por dos años.

Desde ya, el veto que sufrió el Estadio Corregidora dejó un sinfín de pérdidas que se reflejan en el dinero proveniente de la venta de boletos, no contar con el "Bono Gallo", consumo de cervezas, bebidas y alimentos, y la ausencia de aficionados que asisten a la tienda oficial con mercancía como playeras, indumentaria y accesorios del club.

Además, se toma en cuenta las 61 butacas que tuvieron que reconstruir y el arrendamiento del estadio del Atlético Morelia para disputar la jornada 11 del Clausura 2022 frente

al Atlético San Luis, el cual tuvo un costo de 116 mil pesos por la renta y 60 mil 380 en gastos de operación del inmueble.

¿Cuánto dinero perdió el Querétaro?

En total, se cree que los Gallos perdieron arriba de 74 millones 326 mil 880 pesos.

Si bien el año pasado, para ser más precisos el 7 de junio de 2022, la directiva del Querétaro impuso una demanda para que los acusados y detenidos por los incidentes sean los encargados de reparar los daños por 21 millones 398 mil 681 pesos, la acusación no prosperó.

El golpe económico que sufrió el Querétaro no parece tener final, ya que actualmente, el equipo ocupa el fondo de la tabla de posiciones del Clausura 2023 y de seguir así,

los dueños tendrían que pagar la multa por no descender. El "lado positivo" para los Gallos es que, a partir del 19 de marzo, los aficionados podrán volver al Estadio Corregidora

a ver a su equipo y con ellos, los ingresos que dejan para la estabilidad financiera de la institución.