Anuncios

Marcelo Bielsa y el tierno consejo a un pequeño hincha de Fénix en un partido de la liga uruguaya

Marcelo Bielsa hablando en la tribuna con un joven hincha de Fénix, en el partido con Peñarol, por la liga uruguaya
Marcelo Bielsa hablando en la tribuna con un joven hincha de Fénix, en el partido con Peñarol, por la liga uruguaya

Más allá del buen trabajo que está haciendo Marcelo Bielsa desde lo futbolístico en Uruguay, sigue dejando su huella desde los aspectos sencillos de la vida, de esos que son cotidianos y muchas veces transcurren de manera imperceptible. Esta vez se dio en la cancha de Fénix, mientras el local jugaba con Peñarol por la 13° fecha de la liga local. Y el punto en cuestión era saber si Emi, un hincha común, estaría dispuesto a cambiar de equipo.

Bielsa siempre deja mensajes y enseñanzas. Para sus dirigidos, pero también para el público en general. Y más allá de ser un DT reconocido en todo el mundo, demostró que no se le caen los anillos si tiene que elogiar a un colega, como sucedió con Lionel Scaloni en el último cruce con la Argentina, por las Eliminatorias para el Mundial 2026, en la cancha de Boca, o mismo el abrazo con el que se fundió con Pablo Aimar, con quienes se demostraron una mutua admiración.

Felicitaciones. Ha hecho un equipo de autor en su primera experiencia. Felicitaciones, de verdad”, le dijo Bielsa a quien también le dio su debut con esa camiseta en 2003 y le recordó su gesta como DT en Qatar 2022. Al término del encuentro, a pesar del resultado, ambos técnicos se dieron la mano y se fundieron en un fuerte abrazo. Y más tarde, el seleccionador argentino había contado en su conferencia de prensa cómo se sintió con respecto a aquel encuentro y también le dedicó palabras cálidas para uno de sus mentores: “Nos generó alegría. Nos sacamos una sonrisa, y es difícil sacarse una sonrisa antes de un partido. Y después sus palabras fueron muy lindas, muy bonitas. Lamentablemente nos ganó, pero es una alegría poder verlo”.

Scaloni le devolvió el elogio tras el encuentro: “Te enseña muchísimas cosas, sobre todo cómo es representar esta camiseta. Cómo es el fútbol en sí, porque va más allá de donde haya estado. Brindarse al máximo y entender una manera diferente de jugar a lo que a uno está acostumbrado. Es evidente que ha marcado una trayectoria en el fútbol argentino, e incluso el fútbol mundial”.

“Te enseña sobre todo cómo representar esta camiseta”, señala Scaloni y es una manera de entender la anécdota con el niño de Fénix. Justamente siempre se supo que Bielsa es un sentimentalista de los orígenes y del fútbol en su expresión más amateur, de la defensa de los valores y los colores por encima de todo.

“Si vos te hacés de Newell’s, te regalan una bicicleta. Si vos te hacés de Newell’s, te regalan una caja de alfajores. ¿Te querés hacer de Newell’s?”, le dijo Bielsa al niño el 28 de noviembre pasado. A lo que recibió un “sí” como respuesta con la cara. Y, al mismo tiempo, un familiar del chico le preguntaba: “Emi, ¿de qué cuadro sos? “De Newell’s”, se escuchó, mientras todos explotaban de la risa. “Noooo, le dijo el familiar. Qué rápido cambiaste... Emi, vos sos de Fénix, ¿¿¿¡¡¡Cómo te vas a hacer de Newell’s????!!!!” Fue entonces cuando apareció el consejo del Loco, en tono paternalista.

El técnico de Uruguay Marcelo Bielsa durante el partido contra Argentina por las eliminatorias del Mundial, el jueves 16 de noviembre de 2023, en Buenos Aires. (AP Foto/Matías Delacroix)
El técnico de Uruguay Marcelo Bielsa durante el partido contra Argentina por las eliminatorias del Mundial, el jueves 16 de noviembre de 2023, en Buenos Aires. (AP Foto/Matías Delacroix) - Créditos: @Matías Delacroix

“Emi, una cosa (le dijo con el niño sentado en su pierna izquierda). Te voy a decir una cosa” y siguió con tono didáctico: “Por nada... Te ofrezcan lo que te ofrezcan, vos sos de Fénix para toda la vida. Pero lo que te ofrezcan ¿eh?. Ni Newell’s, ni alfajores, ni bicicleta, nada. Arriba Fénix”.

Cabe recordar la anécdota con Fernando Gamboa antes de jugar un clásico contra Rosario Central. Ya incluso siendo DT, seguía viviendo su fanatismo por los colores a full. El defensor se lo contó a El Gráfico. “Recuerdo la previa del primer clásico que nos dirigió, en 1990, fue increíble. La del 4-3 en Arroyito. Llevábamos dos días concentrados en el Liceo Militar, porque el partido había pasado al lunes por la lluvia. La mayoría dormía y yo jugaba en un pasillo al Pac Man”, rememoraba el zaguero central.

“‘¿Cómo está? Quiero hablar de fútbol’, me dijo. ‘Bien, Profe, hablemos’, le contesté mientras seguía jugando. ‘Míreme, que le estoy hablando’. Largué todo. ‘¿Qué da por ganar el clásico mañana?’, me preguntó. ‘Todo –le respondí- tirarme de cabeza, trabar, ser solidario’. Él me miró. ‘Más, ¿qué más?’. ‘No sé, más no se puede.?’, le pregunté yo. ‘Recién se lo dije a mi señora: si me tengo que cortar un dedo por ganar el clásico de mañana, me lo corto, total me quedan cuatro’. Lo miré: ‘Entonces, si tenemos la suerte de ganar cinco clásicos, se queda sin la mano”. Se levantó y se fue diciendo: ‘No entiende nada, usted no entiende nada’”,

El reconocimiento de Bielsa a Scaloni en la previa de Argentina vs. Uruguay.
El reconocimiento de Bielsa a Scaloni en la previa de Argentina vs. Uruguay. - Créditos: @LA NACION/Mauro Alfieri

Más allá de vivir el fútbol con tanta pasión, nunca se permitió intentar ganar fuera de los límites del reglamento. Había pasión, garra, adrenalina y destreza por superarse, por hacer mejores todos los días a los futbolistas que dirige. Hay que buscar en la trayectoria del DT la razón: siempre eligió lugares en los que el hincha fuera muy pasional y muy lugareño. Ejemplos: no fue a Barcelona ni a Real Madrid, sino a Espanyol y Bilbao; no dirigió a PSG ni a Monaco, sino al Olympique de Marsella y a Lille; no fue entrenador de Chelsea, de los dos equipos de Manchester ni de Arsenal, sino que condujo a Leeds. Por eso estuvo en la cancha de Fénix.

Y también, en esa observación de los detalles imperceptibles, se encuentra la razón por la que volvió a dirigir a los 67 años y a Uruguay. ¿Por qué Uruguay? ¿Y por qué ahora? Eso lo explicó cuando fue presentado en Montevideo: “Vine a pasar un fin de semana a Montevideo con mi esposa. Fuimos quedándonos... Nos quedamos dos meses. Y un día le dije que íbamos a pasar el día a Carrasco. «Volvamos en transporte público cuando la gente vuelve. Cuando se asoman el lunes y el malhumor». El transporte estaba repleto y el viaje duró 45 minutos. Se produjo un montón de episodios que pusieron a prueba la civilidad de los que iban en el micro. Nuestra conclusión fue de admiración por la generosidad con la que la gente interactuó. Me refiero al respeto por niños, mayores, mujeres. Entró una mujer a tickear los boletos. Acá se termina la civilidad. Hizo lo que tenía que hacer y todo funcionó”. Otra vez Bielsa mezclado con la gente.

Su relación con los chicos y cómo el fútbol puede ser parte de la educación de una persona no es nueva. Mientras estuvo en Leeds, en junio de 2021, tras un partido en Yorkshire, se tomó un buen rato para visitar a chicos de la división Sub 11 y condujo un entrenamiento. “¿Con qué frecuencia aparece un entrenador de la Premier League un lunes por la noche fuera de temporada para dirigir una sesión de entrenamiento sub 11?”. El mensaje había aparecido en la cuenta de un usuario de Twitter (@JPHElectrical). En ese posteo aparece la imagen de Bielsa con los niños en un predio deportivo de West Yorkshire.

La situación se viralizó en las redes y algunos usuarios mostraron que otras veces Bielsa ha dedicado tiempo a los más chicos. Hay videos que muestran al rosarino ocuparse de la formación de las divisiones menores. Incluso hasta tener una actitud paternal, como en noviembre de 2011 en Athletic Bilbao.

Bielsa mezclado con la gente común, alimentándose de los detalles de una vida que le sacan una sonrisa a los hinchas, como a Emi. Bielsa en estado puro. Una vez más.