Anuncios

Médicos surcoreanos mantienen la huelga y el Gobierno se dispone a denunciarlos

Seúl, 29 feb (EFE).- La mayoría de los médicos en prácticas en Corea del Sur mantienen este jueves la huelga que está afectado gravemente al sistema de salud en vísperas de que el Gobierno comience a denunciar a aquellos que no retornen a sus puestos de trabajo.

Unos 9.000 médicos en prácticas, en torno al 69,2 % de los que trabajan en el país asiático, han abandonado sus puestos en hospitales desde que comenzó el pasado 20 de febrero la huelga en protesta por el plan del Ejecutivo de aumentar en 2.000 al año las plazas en las facultades de medicina hasta un total de 5.058 ante la falta de médicos en Corea del Sur.

Según el Ministerio de Salud, 294 médicos han optado por volver al trabajo, desde entonces, por lo que no serán denunciados.

El ultimátum dado para retornar a los hospitales vence hoy, ya que el Gobierno ha dicho que a partir de mañana comenzará a denunciar a aquellos profesionales por abandonar a sus pacientes, por lo que los médicos encaran la pérdida de licencia y penas de hasta tres años de cárcel.

El ministero de Salud, Cho Kyoo-hong, hizo hoy un llamamiento de última hora insistiendo en que aquellos que vuelvan a trabajar antes de la medianoche de hoy no serán denunciados.

Sin embargo, hay pocas perspectivas de que los profesionales cedan en su pulso con el Ejecutivo, ya que la Asociación de Médicos de Corea (KMA) ha dicho que peleará "hasta el final" y ha convocado una manifestación en la que se prevén unos 20.000 asistentes para este próximo domingo en Seúl.

Al suponer los médicos en prácticas en torno al 40 % de las plantillas de los grandes hospitales surcoreanos, estos centros están cancelando la mitad de las operaciones agendadas.

Las urgencias son el otro área gravemente afectada, con muchos pacientes siendo derivados insistentemente a otros hospitales, lo que implica que puedan tardar varias horas en ser atendidos.

El Gobierno argumenta que es necesario aumentar en 2.000 las plazas anuales en las facultades de medicina para atajar la escasez de médicos, especialmente en zonas rurales y en áreas como pediatría, obstetricia o cirugía cardiotorácica.

Pero los médicos denuncian que la decisión ha sido unilateral y que el incremento debería situarse en 350 plazas para que no afecte a la calidad formativa y del servicio y que debería invertirse en ciertas áreas y reforzar la protección legal de los sanitarios.

Según datos publicados en 2021, Corea del Sur, que no ha aumentado las plazas en Medicina en 27 años, es uno de los países de la OCDE con menor número de médicos por cada 1.000 habitantes (2,46), sólo por detrás de México, Polonia, Colombia y Turquía.

(c) Agencia EFE