Anuncios

Kansas City Chiefs vs San Francisco 49ers: la superstición sobre jugar de blanco en un Super Bowl

Patrick Mahomes y los Kansas City Chiefs volverán a jugar con el jersey rojo ante los San Francisco 49ers en el Super Bowl LVIII. (Foto de Robin Alam/Icon Sportswire via Getty Images)
Patrick Mahomes y los Kansas City Chiefs volverán a jugar con el jersey rojo ante los San Francisco 49ers en el Super Bowl LVIII. (Foto de Robin Alam/Icon Sportswire via Getty Images)

¿El color importa en el Super Bowl LVIII? Después de romperse la teoría de que los colores del logo adelantaban a los equipos participantes en el súper domingo, Kansas City Chiefs y San Francisco 49ers tendrán que lidiar ahora con la superstición del equipo que viste de blanco, color con el que jugarán los 49ers.

Y es que, aunque parezca un dato fortuito, en las últimas 19 ediciones del Super Bowl, 16 de los equipos ganadores han utilizado el jersey blanco. Kansas City, al igual que en el Super Bowl LIV, dejó a un lado las supersticiones y eligieron jugar de rojo. Justamente, fue ese anterior duelo entre Chiefs y 49ers cuando ganó por última vez el equipo que vistió jersey de color.

Los números -y la suerte- favorecen al blanco

De las 57 ediciones del Super Bowl disputadas hasta ahora, en 37 ocasiones ha ganado el equipo con jersey blanco, por encima de las 20 veces en las que ha ganado un equipo con camiseta de otro color.

Si bien la diferencia se ha marcado en los últimos 19 años, también es cierto que las condiciones fortuitas han favorecido a los equipos que visten de blanco. Al menos eso indican ciertos eventos desafortunados durante la racha.

Super Bowl XL: Pittsburgh Steelers 21-10 Seattle Seahawks. Hasta la fecha, en Seattle abuchean a los árbitros antes de cada partido a raíz de ese encuentro. Entre las marcaciones polémicas se encuentran un touchdown dudoso de Ben Roethlisberger, una interferencia de pase ofensiva que anuló un touchdown y un sujetando que borró un primero y gol en la yarda 2 de los Steelers.

Super Bowl XLII: New York Giants 17-10 New England Patriots. A punto de cerrar la primera temporada invicta desde que el calendario incrementó a 16 partidos, Asante Samuel tiró una intercepción, y más tarde Eli Manning encontraría a David Tyree en una de las jugadas más improbables en la historia del Super Bowl.

La recepción de David Tyree, de los New York Giants, ante los New England Patriots, es una de las jugadas más emblemáticas en la historia del Super Bowl. (Foto de Heinz Kluetmeier/Sports Illustrated via Getty Images)
La recepción de David Tyree, de los New York Giants, ante los New England Patriots, es una de las jugadas más emblemáticas en la historia del Super Bowl. (Foto de Heinz Kluetmeier/Sports Illustrated via Getty Images)

Manning se combinaría con Plaxico Burress para el touchdown del triunfo con 35 segundos por jugar. Tres años más tarde, la historia se repetiría con los mismos uniformes y los Giants vencerían de nuevo a los Patriots.

Super Bowl XLIX: New England Patriots 28-24 Seattle Seahawks. Abajo por 4 puntos en el último minuto, los Seahawks llegaron a la yarda 1 de sus rivales, cuando inexplicablemente decidieron enviar un pase al centro del campo. Malcolm Butler leyó la jugada a la perfección, interceptó el envío de Russell Wilson y sentenció el partido.

Super Bowl LI: New England Patriots 34-28 Atlanta Falcons. El colapso encarnado. Los Falcons desperdiciaron una ventaja de 25 puntos en el tercer cuarto. Entre las jugadas desafortunadas, un balón suelto de Matt Ryan, una captura y castigo cuando estaban en territorio del gol de campo que aseguraría el triunfo y una recepción improbable de Julian Edelman que dio todo el momento del partido a los Patriots.

Juian Edelman y esta recepción fueron de vital importancia en el triunfo de los New England Patriots sobre los Atlanta Falcons. (Photo by Focus on Sport/Getty Images)
Juian Edelman y esta recepción fueron de vital importancia en el triunfo de los New England Patriots sobre los Atlanta Falcons. (Photo by Focus on Sport/Getty Images)

Super Bowl LVI: Los Angeles Rams 23-20 Cincinnati Bengals. Con Cincinnati arriba por 20-16, un pase de Matthew Stafford a Cooper Kupp fue incompleto, sin embargo, los árbitros marcaron sujetando muy cuestionable a Logan Wilson.

Lo más polémico es que hasta ese momento se habían marcado solo tres castigos en el partido, ninguno en un intento de pase. Con cuatro nuevas oportunidades, Stafford encontró a Kupp en las diagonales y los Rams celebraron el titulo.

Super Bowl LVII: Kansas City Chiefs 38-35 Philadelphia Eagles. El más reciente Super Bowl pintaba para ser un clásico hasta que, con menos de 2 minutos por jugar, nuevamente un pañuelo controversial, ahora un sujetando en contra de James Bradberry de los Eagles, dio a los Chiefs la oportunidad de acabarse el reloj y patear un gol de campo corto para asegurar su segundo título en cuatro años.

Chiefs no creen en la superstición

Si bien cada año se alterna la localía del Super Bowl entre el campeón de la Conferencia Nacional y el de la Americana, algunos equipos se han dejado llevar tanto por la superstición del uniforme blanco. Los Steelers empezaron con la tendencia en febrero del 2006, aunque se debió a que habían jugado sus tres partidos de playoffs como visitante, utilizando el jersey blanco.

Los Denver Broncos fueron los primeros en cambiar por los resultados con el jersey blanco, y vencieron a los Carolina Panthers en el Super Bowl 50. Los Patriots también prefirieron el jersey “de visitante” en el Super Bowl LII, pero cayeron ante los Eagles. El equipo más reciente en elegir jugar de blanco fueron los Tampa Bay Buccaneers en el triunfo sobre los Chiefs en febrero de 2021.

A pesar de las estadísticas, Kansas City ya anunció que jugarán con el jersey rojo, tal y como lo hicieron en el triunfo por 31-20 en el Super Bowl LIV ante los mismos 49ers.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO