Anuncios

La justicia tailandesa absuelve de negligencia a la ex primera ministra exiliada Yingluck

Bangkok, 4 mar (EFE).- El Tribunal Supremo de Tailandia absolvió este lunes del delito de negligencia a la ex primer ministra Yingluck Shinawatra, que vive en el exilio, en medio de las especulaciones sobre su posible regreso tras la vuelta en agosto de su hermano, el exmandatario Thaksin.

En una decisión unánime, el tribunal falló en favor de Yingluck y otros 5 acusados en un caso vinculado a una serie de concesiones de proyectos de desarrollo en infraestructuras que datan de 2013, cuando la acusada estaba al frente del Gobierno, recoge el canal público Thai PBS.

Los jueces también revocaron la orden de arresto contra Yingluck, sobre la que pesa una anterior condena por otro caso de cinco años de prisión emitida en rebeldía en 2017.

El caso de hoy se basa en una denuncia interpuesta en 2022 por la Comisión Nacional Anticorrupción, que acusaba a la exmandataria de dañar al país al no seguir los procesos de licitación para la adjudicación de contratos gubernamentales de infraestructura valorados en unos 250 millones de bat (casi 7 millones de dólares o más de 6,4 millones de euros).

En septiembre de 2017, Yingluck, cuyo Gobierno fue depuesto por el golpe de Estado militar de 2014, fue condenada en rebeldía a cinco años de prisión por el delito de negligencia a raíz de un programa de subvenciones al cultivo de arroz impulsado por su Administración.

La decisión del Supremo favorable a la destacada miembro de la familia Shinawatra se da tras el regreso de su hermano mayor, patriarca del clan y ex primer ministro entre 2001 y 2006 -cuando fue derrocado también por los militares-.

Al igual que Yingluck, Thaksin vivió más de 15 años en el autoexilio para evitar a la justicia tailandesa hasta que su regreso el pasado agosto para afrontar condenas acumuladas de 8 años en prisión por abuso de poder y corrupción.

Sin embargo, el patriarca del clan Shinawatra no llegó a dormir en la cárcel y la noche de su regreso fue trasladado a un hospital de la Policía en Bangkok aquejado de supuestos problemas de salud.

A los pocos días de su vuelta, el rey Vajiralongkorn de Tailandia concedió una amnistía parcial por la que rebajó a un año las penas contra el ex primer ministro, quien desde mediados de febrero cumple condena en su propia casa de Bangkok gracias a una serie de beneficios penitenciarios.

Thaksin regresó el mismo día que el partido político Phua Thai, vinculado a los Shinawatra, lograba que su candidato Srettha Thavisin fuera nombrado por el Parlamento como primer ministro.

Esta coincidencia y la acumulación de decisiones favorables ha generado cierta especulación sobre un acuerdo político secreto entre el patriarca del clan y la élite conservadora, que durante décadas consideró a Thaksin como su principal enemigo.

(c) Agencia EFE