Anuncios

Incendios forestales arrasan más de 300 hectáreas en departamento colombiano de Santander

Bogotá, 21 ene (EFE).- Varios incendios forestales han destruido más de 300 hectáreas de bosques en el departamento colombiano de Santander (este), donde once municipios fueron declarados en calamidad pública por desabastecimiento de agua potable, sequía e intenso calor, todos asociados al fenómeno de El Niño.

Los incendios, que comenzaron hace tres días, no han dejado por el momento muertos o heridos, según las autoridades.

Las situaciones más graves ocurren en las poblaciones de Mogotes, donde el fuego sigue vivo, y en San Gil y Floridablanca, en donde las llamas fueron controladas parcialmente.

Para combatir los focos de fuego fueron enviados a los diferentes lugares los bomberos, la Defensa Civil, el Ejército y la Policía.

"Tenemos una situación especial en San Gil, donde ya se ha controlado el 85 %, pero en Mogotes está descontrolado. Por eso hemos solicitado al Gobierno y al ministro de Defensa que nos permitan contar con un helicóptero para atender la emergencia", dijo el gobernador de Santander, Juvenal Díaz, en redes sociales.

Al respecto, la alcaldesa de Mogotes, Leidy Almeida, dijo al diario regional Vanguardia, que algunos focos de incendio están en la parte alta del caserío de Santa Bárbara.

"En la parte baja ya fue controlado el incendio. Sin embargo, en la vereda Santa Bárbara, en inmediaciones de la escuela, todavía hay focos prendidos que, tenemos que con el calor crezcan causando más daño", explicó.

Almeida añadió que solicitó ayuda a la Gobernación de Santander y a la Unidad de Gestión del Riesgo para que envíen refuerzos que permitan apagar el incendio.

"Estamos esperando al helicóptero con 'bambi bucket' para que pueda ayudarnos a apagar los focos que han quedado prendidos después de la ardua labor de Bomberos de Ocamonte y Pinchote. Así como el cuerpo de Bomberos Voluntario de Mogotes", añadió.

Almeida informó también que debido al inminente riesgo fueron evacuadas varias familias de Santa Bárbara para prevenir una tragedia.

Además, las llamas llegaron hasta Ruitoque, un lujoso condominio ubicado entre las poblaciones de Floridablanca y Piedecuesta, en donde el fuego consumió vegetación y amenazó viviendas.

El helicóptero de la Fuerza Aérea hizo este domingo sobrevuelos para verificar los puntos que deben ser intervenidos. Las llamas fueron controladas en un 80 % pero quedan algunos focos.

El fuego no sólo comprometió una extensión importante de vegetación sino que además puso en peligro dos colegios que quedan en las inmediaciones.

Incendios en el país

Entre tanto, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD) informó hoy que en el país hay cinco incendios activos, dos de ellos en Santander, los de Mogotes y Floridablanca.

Estas emergencias las atienden los Consejos Municipales y Departamentales de Gestión del Riesgo, con el apoyo de la UNGRD, el Ejército, la Defensa Civil, los Bomberos, la Policía Nacional y la Fuerza Aeroespacial Colombiana.

La UNGRD indicó además que desde el 3 de noviembre pasado y hasta el 20 de enero han ocurrido 237 incendios forestales que han afectado 131 municipios.

Las llamas han consumido 3.523 hectáreas de vegetación y los departamentos más afectados son Vichada, fronterizo con Venezuela; Santander, Cauca (suroeste) y Boyacá (centro).

Por otro lado, la Procuraduría instó al ministro del Interior, Luis Fernando Velasco, para que fortalezca la capacidad de los cuerpos de bomberos oficiales y voluntarios.

En ese sentido el organismo de control dijo que se deben hacer uso de los recursos del Fondo Nacional de Bomberos que "permitan garantizar la logística de estos cuerpos de socorro en aras de salvaguardar la vida, los derechos y bienes de los habitantes del territorio nacional".

(c) Agencia EFE