Anuncios

Giorgia Meloni va a la Justicia por unos falsos videos sexuales con su rostro: exige una indemnización de 100.000 euros

La primera ministra italiana, Giorgia Meloni, lanza una batalla judicial por los falsos videos porno con su rostro
La primera ministra italiana, Giorgia Meloni, lanza una batalla judicial por los falsos videos porno con su rostro - Créditos: @Rodrigo Reyes Marin

ROMA.- Por unos videos pornográficos falsos, en los que su rostro aparecía pegado a imágenes obscenas, la primera ministra italiana, Giorgia Meloni, presentó una denuncia por difamación contra dos hombres y, a través de abogados, pidió una indemnización de 100.000 euros, informó este miércoles la prensa italiana.

Según el Corriere della Sera, los hechos se remontan a cuatro años atrás, cuando Meloni no era primera ministra y dos hombres oriundos de Sassari, Cerdeña, publicaron los videos porno falsos, o videos porno “deep fake”, en un sitio estadounidense. Manipularon entonces las imágenes de los cuerpos de unas bailarinas a los que les pegaron el rostro de la líder de Hermanos de Italia y las imágenes fueron vistas “millones de veces” durante varios meses, según la acusación.

Al darse cuenta de la difusión de semejante video, Meloni presentó una denuncia por difamación y en octubre pasado se abrió en Sassari un proceso que tiene como imputados a los presuntos artífices, un hombre de 73 años y su hijo de 40. Meloni fue llamada por la jueza Monia Adami a prestar testimonio en una audiencia que tendrá lugar el 2 de julio próximo.

La primera ministra de Italia, Giorgia Meloni, en una conferencia de prensa
La primera ministra de Italia, Giorgia Meloni, en una conferencia de prensa - Créditos: @GENYA SAVILOV

A través de su abogada, Maria Giulia Marongiu, la primera ministra, que es querellante, pidió un resarcimiento de 100.000 euros. Se trata de una suma “simbólica” que destinará al Fondo de Solidaridad para las Víctimas de la Violencia, que funciona en el ámbito del Ministerio del Interior.

Según el diario La Repubblica, el abogado de los dos imputados, Maurizio Serra, al parecer rechazó el pedido de la letrada de Meloni para que la premier no tuviera que aparecer en el tribunal. Según la defensa, en cambio, el testimonio de la primera ministra es necesario y por eso la jueza ya dispuso una fecha, acordada previamente con ella.

Tras una serie de investigaciones, fue la policía postal italiana que logró identificar a los autores de los falsos videos, primero a través del nickname utilizado por los dos hombres en el sitio de internet y luego a través de la línea telefónica desde la que se habían difundido las imágenes. Según la fiscalía, los videos hard habían sido modificados a través de softwares gráficos.

La noticia justo se conoció cuando desde Palazzo Chigi, sede de la presidencia, trascendió que en los últimos días tuvo lugar un ataque hacker contra Meloni “que puso en riesgo la seguridad nacional”, según el diario La Repubblica. Entonces, en su perfil de Instagram aparecieron dos posteos falsos: uno con la foto de Elon Musk que le hace publicidad a los bitcoins y una story con criptomonedas. El ataque, sin embargo, duró pocos segundos y de inmediato se neutralizó la intrusión.