Anuncios

Fenómenos astronómicos del mes de septiembre

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 27 (EL UNIVERSAL).- Con la llegada de septiembre, se acerca también la cuenta regresiva para que acabe el año pues, aunque no des crédito, sólo faltan tres meses para que demos la bienvenida al 2024, sin embargo, el 2023 todavía tiene mucho con que sorprendernos, sobre todo, en lo que a fenómenos astronómicos se refiere ya que en mes podremos ser testigos de avistamientos como la Luna Llena, Mercurio en su máxima elongación y, por supuesto, la llegada del equinoccio de otoño.

Luna Nueva - 15 de septiembre

La Luna se encuentra en constante movimiento, pues gira alrededor de la Tierra; llevar a cabo esta actividad le lleva poco más de 27 días (27, 32 días, para ser exactos), por lo que podríamos decir que una Luna Nueva se produce, prácticamente, cada mes.

En su camino para dar la vuelta a nuestro planeta, llega un punto en la que Luna se coloca entre la Tierra y el Sol, sin embargo, en ese momento, tanto la Tierra como el Sol se encuentran dándole la espalda, lo que produce que no haya luz que se proyecte en su superficie.

De esa manera, y ante su oscuridad, dará la impresión de que la Luna se ausentó durante la noche, pero esto durará sólo unos momentos, a las 19:41 horas de la Ciudad de México, pues luego de eso, mientras el satélite continúa con su movimiento de traslación, comenzará a iluminarse en pequeños fragmentos hasta alcanzar la forma de su siguiente fase; Luna creciente.

En fechas como esta, las y los expertos en astronomía recomiendan fotografiar el cielo nocturno, ya que la luz de la Luna no puede opacar otros eventos astronómicos que se avistan el cielo pero que, por ser menos potentes, pasan desapercibidos cuando la Luna brilla.

Oposición de Neptuno - 19 de septiembre

Este es uno de los eventos que han sido denominados como "imperdibles", pues cuando en astronomía se utiliza el término "oposición" en relación a los planetas que forman parte de nuestro Sistema Solar, lo que se quiere decir es que es el momento propicio de que vayas por tu cámara e identifiques el punto más brillante en el cielo y lo captures, pues es cuando un planeta luce más brillante que cualquier otro momento en el año, debido a que está posicionado lo más cerca que puede de la Tierra, aunado al hecho de que está iluminada completamente por el Sol.

En septiembre, tocará en turno a Neptuno de estar entre el Sol y la Tierra, a esa colocación se le conoce como "oposición", por lo que a las 5:09 horas se producirá este fenómeno que dará la impresión de que el planeta es más brillante y aumento su tamaño, apariencia que conservará a lo largo de toda la noche y, en este caso, antes de que se produzca el amanecer.

Es importante que tengas en cuenta que, a pesar de que será el día en que Neptuno luzca en su mayor magnificencia, sólo lo percibiremos como un punto brillante que tal vez puedas llegar a confundir con una estrella.

Mercurio en su máxima elongación - 22 de septiembre

Cuando se usa el término elongación, se hace referencia al momento en que un planeta, en este caso Mercurio, produce su mayor estiramiento, separándose angularmente del Sol, lo que nos proveerá del beneficio de observarlo en el cielo, posibilidad que no tenemos la mayoría del tiempo, debido a que Mercurio es el planeta más cercano a nuestro astro, lo que produce que el brillo del Sol invisibilice la luminosidad del planeta; lo que explicaría que, al alejarse de él, Mercurio llegue a apreciarse en el cielo nocturno como pocas veces.

Esto ocurrirá a las 5:25 horas y no volverá a suceder sino hasta dentro de cuatro meses aproximadamente, por lo que no te pierdas la oportunidad de rastrear su presencia en el cielo.

Equinoccio de otoño - 23 de septiembre

Será a las 18:58 horas cuando se produzca el equinoccio de otoño, también conocido como el equinoccio de septiembre pues, no hay que olvidar que, dependiendo de en qué hemisferio te encuentras, para que adopte un nombre; mientras que en el hemisferio norte presenciaremos la llegada del otoño, en el hemisferio sur darán la bienvenida a la primavera.

Mientras se produce en equinoccio, el Sol cruza el ecuador, lo que produce que los días se acorten y, en consecuencia, las noches se prolonguen, y esto no cambia hasta la llegada del invierno, cuando los días vuelven a alargarse.

Luna llena - 29 de septiembre

El fin de mes será despedido con el avistamiento de la Luna llena, la cual se producirá a las 3:59 horas. Esta fase lunar ocurre cuando la Luna aparece completamente iluminada. Este efecto es posible debido a que, a diferencia de lo que ocurre durante una Luna nueva, la Tierra se ubica entre el Soy y este satélite, y el hemisferio lunar que observa a nuestro planeta es iluminado gracias a la proyección que el Sol hace con su luz en la superficie de la Luna.