Anuncios

El FBI busca a un agente iraní sospechoso de contratar sicarios para matar a funcionarios de EE.UU.

Miami, 5 mar (EFE).- El Buró Federal de Investigación (FBI) busca al oficial de inteligencia iraní Majid Dastjani Farahani como sospechoso de reclutar a individuos para operaciones en suelo de EE.UU. que "incluirían el asesinato de funcionarios estadounidenses" en activo y retirados, informó esta oficina federal.

Según el sitio web de noticias Semafor, entre los altos funcionarios con su vida amenazada figuran Mike Pompeo, que fue director de la CIA y secretario de Estado durante el Gobierno de Donald Trump (2017-2021).

La oficina del FBI en Miami emitió recientemente una alerta pública solicitando información sobre Farahani, un supuesto miembro del Ministerio de Inteligencia y Seguridad de Irán, quien, según la Oficina, ha estado reclutando "individuos para operaciones en EE.UU., incluyendo ataques letales a los actuales funcionarios y exfuncionarios del Gobierno de Estados Unidos".

No está claro por qué el FBI emitió su advertencia en Florida.

En el aviso se indica que Farahani, de 42 años, habla español y se mueve con frecuencia entre Irán y Venezuela.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos condenó a un presunto agente iraní en 2011 por trabajar con cárteles de la droga mexicanos para intentar asesinar al exembajador de Arabia Saudita en Washington, Adel al-Jubeir, mientras cenaba en un restaurante de Georgetown, recogió el citado medio.

Funcionarios estadounidenses dijeron a Semafor que creen que Pompeo y el enviado especial de Trump para Irán, Brian Hook, también están en la lista de objetivos de Teherán.

Actualmente, el Gobierno de Estados Unidos proporciona a ambos hombres seguridad las 24 horas del día debido a la gravedad de la amenaza.

El FBI dijo que Farahani estaba reclutando individuos "como venganza" por la muerte del general Hach Qasem Soleimaní, que lideraba la Fuerza Quds (Jerusalén) de la Guardia Revolucionaria y fue asesinado por Estados Unidos en Bagdad en 2020.

(c) Agencia EFE