Anuncios

España superó a Jordania y se perfila para el debut en Qatar

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 17 (EL UNIVERSAL).- La selección española superó este jueves a la de Jordania (1-3) en su último partido antes del debut en el Mundial de Qatar 2022, un duelo que dominó de forma constante y le sirvió para pulir algunos detalles.

En esta ocasión el once de Luis Enrique llegó condicionado por las limitaciones físicas que arrastran varios jugadores. Esa circunstancia se apreció especialmente en el lateral izquierdo, donde la ausencia de Gayá y el miedo a exponer a Jordi Alba a cualquier contratiempo antes de la gran cita hizo que ocupase la posición Laporte.

Además, Robert Sánchez fue el elegido en la portería, mientras que arriba el tridente ofensivo lo formaron Ansu Fati y Sarabia en los extremos y Asensio como punta. Esa apuesta lo fió casi todo a la movilidad arriba y las combinaciones en corto, receta a la que ayudaba un rival cerrado que dejaba hacer.

España atacó así por acumulación de hombres, elaborando con paciencia y buscando generar el caos al borde del área rival con primeros toques y llegadas desde la segunda línea.

A los 13 minutos, en una jugada que nació de Eric, pasó por Soler y llegó a los pies de Asensio, cayó el primer gol.

Pudo durarle poco la ventaja a España por un pecado defensivo de Pau Torres, pues se relajó en la medialuna propia y vio cómo Al Naimat le rebañaba el esférico desde el suelo. Le dio continuidad a su robo el atacante, pero su impacto lo despejó con solidez Robert Sánchez. Esa ocasión y un lanzamiento lejano del mismo delantero con el descanso pidiendo paso fueron las únicas de los jordanos en la primera parte.

Los españoles jugaban cómodos, con la confianza de que más goles llegarían antes o después.

Apagó el ímpetu del cuadro jordano Gavi con el segundo gol al atrapar un disparo defectuoso de Sarabia. La ventaja de dos goles dejó encarrilado el triunfo español y preparó el escenario para más cambios.

Nico Williams se dio el lujo de transformar el tercero con un disparo fuerte posterior a un gran control. Parecía el final, pero el conjunto local acabó marcando el gol del honor por medio de Dardour, quien se adelantó a Azpilicueta y rubricó con calma.