Anuncios

Ecuador requiere 1.020 millones de dólares para afrontar la "guerra" contra el crimen organizado

Quito, 15 ene (EFE).- Ecuador requiere unos 1.020 millones de dólares para afrontar la situación de violencia, que ha obligado al jefe de Estado, Daniel Noboa, a declarar el estado de "conflicto armado interno" contra las bandas del crimen organizado.

Así lo señaló este lunes el viceministro de Economía, Daniel Falconí, en una rueda de prensa convocada para detallar las razones del Gobierno para proponer el alza del impuesto al valor agregado (IVA) del 12 % al 15 %.

El Ejecutivo envió la semana pasada el proyecto, denominado 'Ley orgánica para enfrentar el conflicto armado interno, la crisis social y economía', que incluye el alza de tres puntos porcentuales, a estudio de la Asamblea Nacional (Parlamento) donde el bloque correísta (el más grande del Legislativo) ha advertido que no lo apoyará.

Recaudación de 1.306 millones de dólares

Según cálculos del Gobierno, el IVA al 15 % implicaría un incremento de la recaudación de 1.306 millones de dólares al año, y si se aplica desde marzo próximo, este año sería de 1.071 millones de dólares en 2024.

"Este estado de guerra le está costando mucho a Ecuador, estamos haciendo mucho esfuerzo, pero siempre puede ser más", dijo el ministro de Economía y Finanzas, Juan Carlos Vega, al ser consultado sobre el costo del conflicto.

"No se puede, teniendo un enemigo tan grande y de recursos básicamente ilimitados, como es el narcotráfico, tener una idea" del presupuesto requerido, dijo antes de pedir confianza a los ciudadanos de que se conseguirán los recursos para "ganar esta guerra".

No obstante, Falconí puntualizó que el "ejercicio de mantener un esfuerzo de guerra, puede ser de aproximadamente 1.020 millones de dólares para sostener las operaciones que actualmente se han identificado por parte de las Fuerzas Armadas".

Además, recordó que el Gobierno mantiene millonarias deudas heredadas del Gobierno anterior, por lo que Vega señaló que debieron hacer esfuerzos "gigantes" en noviembre y diciembre pasados para pagar salarios.

Por ello, el Gobierno no propone un alza temporal del IVA sino que sea "de mediano plazo" pues la recaudación de un solo año "no es suficiente para atender todas las problemáticas", dijo Falconí.

Otras medidas

Los sindicatos han calificado a la propuesta de subir el IVA como un "garrotazo", y han planteado como opción una moratoria de la deuda externa por este año, pero Vega dijo, en la rueda de prensa, que esa medida "complicaría muchísimo" al país pues cerraría opciones de financiación externa aún mayores de lo calculado por el alza del IVA y otras medidas.

En cambio, si desde el exterior se percibe que la población está sufragando también el gasto, se abren posibilidades de apoyo, dijo al defender la propuesta del Gobierno que ha apuntado que Ecuador tiene uno de los porcentajes de IVA más bajos de la región.

El Gobierno no ha mencionado la posibilidad de eliminar los subsidios a los combustibles, pero Vega se refirió a la conveniencia de una focalización, aunque esto tampoco se ha planteado a nivel oficial.

Congelación de impuesto a salida de divisas

Indicó que ya grandes empresas y bancos están aportando, mientras el Gobierno ha decidido mantener en 3,5 % el Impuesto a la Salida de Divisas (ISD), que venía bajando paulatinamente desde el Gobierno pasado del 5 % inicial.

Vega apuntó que el IVA es un impuesto "más progresivo" pues en Ecuador no están grabados con éste los productos de la canasta básica. Y sobre el pedido de control del gasto, comentó que el 90 % se destina a sectores como educación, salud, policía, defensa y función judicial.

Aunque varios sectores se oponen al alza del IVA en la Asamblea Nacional, en especial el correísmo que tiene la mayor parte de escaños, Vega se mostró confiado en que la propuesta se aprobará.

Pero si no ocurre, adelantó que él mismo está dispuesto a salir a las calles para presionar por su aprobación.

(c) Agencia EFE