Anuncios

Colombia presenta una estrategia para detener a 481 acusados de asesinatos de líderes sociales

Bogotá, 14 mar (EFE).- El Gobierno de Colombia presentó este jueves una nueva estrategia para fortalecer la cooperación entre las Fuerzas Militares y la Policía para detener a las 481 personas buscadas por los homicidios de líderes sociales y firmantes de paz en el país, desde que se concertó el acuerdo de paz con las FARC en 2016.

Así lo informó el ministro de Defensa, Iván Velásquez, en una rueda de prensa donde aseguró que se trata de extender las labores que realiza el cuerpo de élite de la Policía con la unidad especial de investigación de la Fiscalía a las Fuerzas Militares para investigar los crímenes de defensores de derechos humanos y exguerrilleros de las FARC.

Según los datos ofrecidos por el Ministerio de Defensa, desde la firma de la paz con las FARC han sido asesinadas 387 personas en proceso de reincorporación (exguerrilleros) y 950 defensores de derechos humanos, un número muy inferior a los 1.461 líderes contabilizados como asesinados por el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz).

Para agilizar el trabajo de detención de las 481 personas que están en búsqueda y captura, se van a publicar "volantes de los más buscados" para que la ciudadanía coopere en su información, ofreciendo recompensas de más de 3.300 millones de pesos (más de 800.000 dólares), y esperan una mayor colaboración con la Fiscalía.

"Se han tenido estos resultados investigativos, que estamos seguros van a recibir un fortalecimiento mayor ahora con la gestión de la doctora Luz Adriana Camargo como nueva fiscal general, dado que la doctora Camargo ha estado en investigaciones para ONG relacionadas justamente con los homicidios de personas en proceso de reincorporación y también personas defensoras", subrayó Velásquez.

Entre las órdenes de captura hay 50 integrantes del ELN; 71 del Clan del Golfo, el principal grupo criminal del país, heredero de los paramilitares; 134 de las disidencias de las FARC del Estado Mayor Central (EMC) y 41 de la otra disidencia de las FARC llamada Segunda Marquetalia, explicó el director de la Policía, el general William René Salamanca.

Velásquez recordó que estos crímenes muestran que el accionar de grupos rebeldes como el ELN, EMC, la Segunda Marquetalia o el Clan del Golfo son realmente acciones contra las comunidades.

Así, grupos como el EMC presionan a organizaciones de base de comunidades para que "sirvan de apoyo en sus acciones delictivas", señaló el ministro, y los firmantes de paz o líderes sociales que se resisten a esa presión, acaban muertos "por no plegarse a sus exigencias".

(c) Agencia EFE