Anuncios

China avisa que quien apoye independencia de Taiwán acabará "abrasado por jugar con fuego"

Pekín, 7 mar (EFE).- El ministro de Exteriores chino, Wang Yi, advirtió este jueves de que "quien apoye la 'independencia' de Taiwán acabará abrasado por jugar con fuego", y reiteró que la isla "es parte de China".

"Quienes apoyen la independencia de Taiwán acabarán abrasados por jugar con fuego. El principio de 'una sola China' es el consenso general de la comunidad internacional, y no se puede tolerar que se apoye su 'independencia' porque eso es desafiar la soberanía de China", dijo hoy Wang durante una rueda de prensa en el marco de la Asamblea Nacional Popular (ANP), que se celebra en esta semana en la capital china.

Wang reiteró que Pekín no permitirá que Taiwán se separe y resaltó que las últimas elecciones en la isla fueron "unos comicios locales" celebrados "en una parte de China".

"El resultado de esas elecciones no cambia en lo más mínimo el hecho básico de que Taiwán es parte de China, ni altera la tendencia histórica del retorno de Taiwán", afirmó.

El ministro destacó el respaldo de más de 180 países y organizaciones internacionales al principio de ‘una sola China’, y subrayó que aquellos que promueven la independencia de Taiwán "desafían" la soberanía china.

Asimismo, Wang advirtió que las “actividades separatistas” en favor de la independencia de Taiwán son "los elementos más destructivos para la paz y la estabilidad en el Estrecho de Taiwán".

"Seguiremos esforzándonos por la paz y la reunificación con la mayor sinceridad. Sin embargo, dejamos en claro que nunca permitiremos que Taiwán se separe", sentenció.

El ministro llamó a todos los descendientes chinos a apoyar la reunificación pacífica y a oponerse a la independencia de la isla, destacando los lazos históricos entre los habitantes de ambos lados del estrecho.

Durante la apertura de la ANP este martes, el evento político más importante del año en el gigante asiático, el primer ministro chino, Li Qiang, señaló que China “se opondrá decididamente” a “toda actividad secesionista proclive a la ‘independencia de Taiwán’”, así como a la “injerencia de fuerzas externas” en la isla.

Taipéi insistió en que no está “subordinada” a China, después de que Li afirmase que Pekín seguirá defendiendo la “firme e invariable gran causa de la reunificación” con la isla.

Taiwán -adonde se retiró el ejército nacionalista de Chiang Kai-shek tras perder la guerra con los comunistas- se ha gobernado de manera autónoma desde 1949, aunque China reclama la soberanía sobre la isla, a la que considera una provincia rebelde para cuya "reunificación" no ha descartado el uso de la fuerza.

(c) Agencia EFE