Anuncios

"La casa no basta", dice Veljko Paunovic

Sebastián García M.

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 27 (EL UNIVERSAL).- El Guadalajara de Veljko Paunovic se salió con la suya en la final de ida del torneo Clausura 2023, disputada en el estadio Universitario de los Tigres. Salir del Volcán con un empate sin goles podría verse como un resultado favorable para el Rebaño.

Sin embargo, la historia reciente dicta otra realidad. Si bien, el cuadro rojiblanco tendrá el juego decisivo en casa, en el estadio Akron, donde se coronó por última vez en el Clausura 2017 precisamente sobre los felinos, las estadísticas reflejan que no suele ser una ventaja clara para el equipo local.

En las últimas 20 finales de la Liga MX, desde el torneo Apertura 2012, son 12 equipos los que se han coronado como visitantes. Desde los Xolos de Tijuana en el estadio Nemesio Díez del Toluca, la tendencia marca que el que recibe la final de vuelta en casa no siempre sale con la corona.

Son ocho equipos los que han hecho valer su localía en el segundo y definitivo enfrentamiento de las finales: América (Clausura 2013), América (Apertura 2014), Tigres (Apertura 2016), Guadalajara (Clausura 2017), León (Guardianes 2020), Cruz Azul (Guardianes 2021), Atlas (Apertura 2021) y Pachuca (Apertura 2022).

El jueves, Paunovic declaró que dieron un paso importante en busca de su décimo tercera estrella, aunque las cosas podrían salir diferentes a lo que planea el estratega rojiblanco.

"Hay que tener las cartas cerca del pecho. Tengo la sensación de que todos esperaban otro partido, la gente debe prepararse para el segundo partido, todos pensaban que hoy se definía todo, no es así", dijo el técnico serbio.

La casa del Rebaño será una locura mañana, en el encuentro de vuelta. Ahora el Rebaño deberá mostrar otra cara y cambiar el futbol temeroso que ofreció en la ida ante la fanaticada regiomontana.