Anuncios

El buque "Unión" presenta la cultura peruana en Tánger en su primer atraque en África

Tánger (Marruecos), 26 ene (EFE).- El buque escuela "Unión" de la Armada peruana, el segundo velero más grande del mundo, arribó este viernes al puerto de Tánger, en su primer atraque por un puerto africano para dar a conocer la tradición y cultura peruana en Marruecos.

El puerto de Tánger constituye uno de los 22 en los que la nave recalará en su vuelta al mundo, que empezó el pasado 17 de junio, y que trata de evocar la primera que realizó Perú tras la hazaña de la Fragata Amazonas, que realizó dicha travesía en 1856.

El buque hará una circunnavegación de 312 días, durante los que navegará aproximadamente 34.000 millas náuticas y visitará en total 22 puertos en 16 naciones de los cinco continentes.

A su llegada al puerto de la ciudad norteña marroquí, el velero lanzó 21 salvas como muestra de respeto al país anfitrión, y sus 85 cadetes se situaron en los distintos mástiles del barco.

El velero, que lleva en proa un mascarón de Túpac Yupanqui (el soberano Inca que descubrió Oceanía), fue recibido por la fragata Mohamed V de la Marina Real marroquí cuyo grupo tocó varios himnos de la escuela naval peruana, mientras los cadetes entonaron a viva voz las canciones desde los mástiles.

"Fue un recibimiento muy agradable", dijo desde el velero a EFE el capitán de corbeta Hernán Ponce, jefe de maniobras del B.A.P "Unión".

Ponce explicó que el objetivo de este velero, inaugurado en 2016, es formar a los cadetes de la escuela naval del Perú, fomentar la conciencia marítima del Perú como país marítimo a lo largo del mundo y apoyar la política exterior del país latinoamericano.

"Es una embajada itinerante", añadió el capitán de corbeta peruano, mientras enseñaba a EFE un pequeño museo donde están expuestos también varias muestras de la cultura peruana, así como productos exportables del país como el café, tejidos de alpaca, bebidas y cereales, entre otros.

Cerca de él, se ve un movimiento activo de los cadetes y el resto de la tripulación, cuyos miembros se pusieron a realizar distintas obras de mantenimiento del barco para dejarlo preparado para abrir al público durante los días 27, 28 y 29 de este mes, con visitas guiadas. En 2022, el barco recibió a 40.300 visitantes.

Asimismo, una delegación del barco tiene previsto realizar varias visitas en la ciudad marroquí, que incluyen también el puerto Tánger Med, el puerto comercial cercano a la ciudad marroquí considerado el más grande de África y del Mediterráneo.

Esta escala en Tánger, que estaba programada en 2020 pero la pandemia obligó a posponerla, también tiene el objetivo de conmemorar los 60 años de relaciones diplomáticas del país latinoamericano con Marruecos.

El velero -de 115,7 metros de eslora, 13,5 metros de manga y considerado el más grande y rápido de Latinoamérica en su género- lleva una tripulación de 250 personas, entre cadetes y marinería.

También lleva a bordo marinos del Reino Unido, Canadá, México, Panamá y Bolivia, que realizan la primera circunnavegación en la vida de este buque.

Los cadetes navales aprenden el arte marinero y la vida a bordo para saber resolver complejas maniobras con velas desplegadas y realizar con precisión las tareas de a bordo.

Después de la escala marroquí que finaliza el 30 de este mes, el "Unión" recalará en el puerto de Cádiz (España), donde cerrará el circuito por Europa antes de encaminarse a otros puertos de países como Estados Unidos, Jamaica, Curazao, Panamá y finalmente, de vuelta a Perú el próximo mes de abril.

Fátima Zohra Bouaziz

(c) Agencia EFE