Demócratas se apresuran a proteger el derecho al aborto en los estados liberales de EEUU

·4  min de lectura
IMAGEN DE ARCHIVO. Estudiantes y otras personas se manifiestasn en favor de los derechos de aborto en Nueva York, EEUU

Por Sharon Bernstein

(Reuters) - En Nueva York, legisladores han presentado un proyecto de ley para ampliar el financiamiento de la atención al aborto, los legisladores de California votarán en breve medidas para aumentar el número de proveedores del servicio y Connecticut acaba de promulgar una ley para proteger a quienes lo practiquen de demandas judiciales en los estados donde está prohibido.

Con una nueva urgencia, los legisladores demócratas se están moviendo para proteger el acceso al aborto en sus estados después de que un borrador filtrado la semana pasada mostrara que la Corte Suprema de Estados Unidos está a punto de anular la decisión Roe v. Wade de 1973 que legalizó el aborto en todo el país.

"No hay tema más crítico", dijo la líder del Senado de California, Toni Atkins, una demócrata que dirigió clínicas de salud reproductiva antes de entrar en la política. "Espero que se convierta en un tema clave de importancia para todos".

Los esfuerzos por apuntalar el derecho al aborto contrastan fuertemente con los de los estados conservadores, donde los legisladores prometen buscar más restricciones. Se estima que el aborto será prohibido o restringido en 26 estados liderados por los republicanos si la Corte Suprema revoca las protecciones constitucionales federales en una decisión que se espera para finales de junio.

Los demócratas del Senado de Estados Unidos planean forzar una votación el miércoles sobre la legislación que codifica el derecho de las mujeres al aborto en todo el país, un gesto de protesta que casi seguramente fracasará.

Sin embargo, a nivel estatal, los políticos liberales y moderados han logrado promulgar leyes para ampliar y proteger el acceso al aborto en previsión de la sentencia del tribunal.

En Connecticut, el gobernador demócrata Ned Lamont firmó la semana pasada una ley destinada a proteger a los proveedores que practican abortos a pacientes que viajan desde estados en los que el procedimiento está prohibido o restringido, así como a las propias pacientes.

En noviembre se presentará a los votantes de Vermont una enmienda constitucional para proteger el derecho al aborto, y se están estudiando propuestas constitucionales similares en los estados de Washington y California.

Algunas de las medidas más agresivas para proteger el derecho al aborto se han dado en Nueva York y California, ambos bastiones demócratas.

El lunes, los legisladores demócratas de Nueva York anunciaron un nuevo proyecto de ley para crear un programa que financie la atención al aborto no cubierta por el seguro y conceda subvenciones a grupos que ayuden a las mujeres a viajar desde otros estados para abortar.

La gobernadora de Nueva York, la demócrata Kathy Hochul, ordenó el martes al Departamento de Salud del estado la creación de un fondo de 25 millones de dólares para apoyar a los proveedores de abortos. La División de Justicia Penal ofrecería otros 10 millones de dólares para subvenciones de seguridad para los centros de salud reproductiva, dijo.

La próxima semana, la legislatura de California escuchará una serie de proyectos de ley sobre el aborto que incluyen una medida que protegería a los proveedores y a los pacientes de acciones civiles y represalias financieras por obtener un procedimiento legal en el estado.

La legislación también permitiría a las enfermeras profesionales realizar algunos abortos, ampliando las filas de proveedores en un momento en que se espera que miles de mujeres viajen a California desde otros estados en busca de atención.

Pero las medidas para aumentar la protección del aborto en los estados liderados por los demócratas se han visto eclipsadas por las nuevas restricciones aprobadas en los estados controlados por los republicanos, según el Instituto Guttmacher, un grupo de defensa del derecho al aborto.

Los legisladores conservadores aprobaron 37 proyectos de ley para restringir el acceso al aborto en 10 estados este año, mientras que sólo se aprobaron 14 medidas para proteger el aborto en ocho estados, según los datos de Guttmacher. Las medidas restrictivas también superaron con creces las leyes protectoras en 2021, según el instituto.

Algunos legisladores conservadores y activistas antiabortistas han dicho que quieren ir más allá, eliminando los abortos con medicamentos a través de píldoras que a menudo se obtienen en línea, y encontrando formas de extender las prohibiciones del aborto a los estados donde el procedimiento sigue siendo legal.

No todos los republicanos se oponen al derecho al aborto. El gobernador de Massachusetts, Charlie Baker, un republicano moderado, dijo la semana pasada que estaba "abierto" a discutir la protección de las mujeres que llegan a su estado desde otros para buscar un aborto.

Sue Dunlap, presidenta y presidenta ejecutiva de Planned Parenthood en Los Ángeles, dijo que los responsables políticos deben ir más allá de las leyes estatales generales para considerar los detalles de cómo las mujeres podrán realmente acceder al aborto si viven en estados donde está prohibido.

Gran parte de esto se producirá a nivel local, dijo, ya que los funcionarios de la ciudad se ven obligados a proporcionar servicios tales como la protección policial para los pacientes y los proveedores.

"California y Los Ángeles y otros lugares del país han dado unos primeros pasos muy importantes", dijo Dunlap, "pero no creo que hayamos abordado realmente lo que está a la vuelta de la esquina".

(Por Sharon Bernstein; información adicional de Maria Caspani; Editado en español por Juana Casas)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.