Declaran desierta licitación para el drenaje de Juchitán

·1  min de lectura

JUCHITÁN, Oax., septiembre 3 (EL UNIVERSAL).- La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano de la entidad (Sedatu) declaró "desierta" la licitación para ejecutar unos dos kilómetros de drenaje con una inversión de 51 millones de pesos, en esta ciudad juchiteca del Istmo de Tehuantepec.

El presidente municipal, Emilio Montero Pérez, no ocultó su molestia tras conocer el fallo de la licitación O-015000999-E1000-2020, puesto consideró que esto retrasará el inicio de la obra contemplada para estos primeros días de septiembre.

De acuerdo con el jefe del Departamento de Normatividad a Procedimientos de Obra Pública de la Sedatu, Álvaro Flores, la licitación se declaró "desierta" porque las propuestas presentadas no reunieron los requisitos técnicos, legales y económicos.

El siguiente procedimiento de la Sedatu será la asignación directa de esa obra del drenaje, que es urgente para las familias juchitecas que ya no pueden vivir con la peste de las aguas negras en sus calles, dijo el edil juchiteco.

Con el terremoto del 7 de septiembre de 2017, la red municipal de drenaje, estimada en 15 kilómetros y con una antigüedad de poco más de 35 años, se colapsó, recordó el director de Obras del gobierno juchiteco, José Antonio Sánchez.

El gobierno federal anunció hace varios meses que toda la red municipal del drenaje de Juchitán será sustituida con una inversión de mil 200 millones de pesos procedentes del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado (Indep).

Gran parte de las calles de esta ciudad zapoteca están cubiertas de aguas negras que generan malos olores y representan una serie amenaza a la salud de las familias y por esa razón hemos insistido ante la Sedatu que apresure la sustitución de la red de drenaje, señaló Montero Pérez.