Debate en EE.UU.: ¿cómo le afectó la tartamudez a Joe Biden?

LA NACION
·3  min de lectura

CLEVELAND.- Después de un primer debate presidencial desordenadoy caótico, marcado por fuertes acusaciones y constantes interrupciones, una experta en lenguaje corporal analizó el desempeño de los candidatos, el presidente Donald Trump y Joe Biden, y tambiñen se concentró en la tartamudez que afecta al demócrata.

Traci Brown, que se dedica a observar a sospechosos y testigos en los juicios en busca de signos de engaño, dijo a 12 News que el lenguaje corporal de cada uno no solo era indicativo de la estrategia para el debate, sino también de "quién es cada uno".

Donald Trump vs. Joe Biden: chicanas y los cruces más destacados del debate presidencial

Trump fue agresivo y dominante, indicó Brown, mientras que en Biden, más rígido, pudo percibirse su pasado de 47 años como dirigente político.

"Biden estaba jugando más con la multitud en casa, mientras que Trump estaba más interesado en atropellar al moderador [Chris Wallace]. Trump señalaba mucho al moderador y cuando la gente señala a alguien suele ser un signo amenazador", dijo Brown.

"Pero no es necesario ser un experto en lenguaje corporal para darse cuenta de que fue una falta de respeto por parte de ambos lados entre la interrupción y los insultos", añadió la experta.

Entre todos los aspectos que analizó, Brown se concentró en el tartamudeo de Biden, un trastorno del habla que el exvicepresidente padece desde su niñez. De hecho, en febrero de este año, el candidato demócrata habló sobre su lucha de toda la vida contra la tartamudez, ofreciendo una rara y larga reflexión personal sobre cómo lo ha afectado todos estos años, incluso hasta el día de hoy.

Biden dijo entonces a CNN que todavía ocasionalmente, cuando se encuentra realmente cansado, se sorprende tartamudeando.

"No tiene nada que ver con el coeficiente de inteligencia. No tiene nada que ver con la estructura intelectual", señaló el exvicepresidente de Barack Obama, y agregó que piensa que una parte está relacionada con la confianza y que debe evitar apresurarse cuando habla.

El punto más débil: el racismo

Sin embargo, Brown, que tomó como referencia todo el discurso de Biden, dijo que la sección acerca del racismo fue el área donde tuvo más problemas para hablar.

"Es posible que no esté tan comprometido con la igualdad racial como dice y definitivamente no tanto como con algunos de los otros temas", explicó la experta en lenguaje corporal.

En redes sociales, muchas personas resaltaron los esfuerzos de Biden por mantener bajo control su tartamudez y criticaron al presidente Trump por interrumpirlo. "Solo para mostrar otra dimensión de la profunda crueldad de Donald es que interrumpir a alguien tartamudo es lo peor que puedes hacer. Sabía exactamente lo que estaba haciendo y Joe se mantuvo firme en su contra", tuiteó el actor Mark Ruffalo.