"Covid podría causar enfermedades neurodegenerativas a futuro"

·5  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, junio 17 (EL UNIVERSAL).- Luis Delgado Reyes, neurocirujano de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), expuso que el SARS-CoV-2 podría ser el responsable de enfermedades neurodegenerativas a largo plazo en pacientes ya recuperados, ya que cuando el virus infecta a las células humanas, no sólo daña al sistema respiratorio, sino que altera el funcionamiento de otros órganos, como es el caso de los sistemas nerviosos central y periférico. Estas afectaciones propiciarían la manifestación de cambios de conducta, la pérdida del equilibrio, así como la parálisis de piernas y brazos, entre otras dolencias.

Desde que inició la pandemia, los investigadores internacionales han estudiado la sintomatología persistente del coronavirus. Este fenómeno fue denominado como "Long Covid" y hace referencia a los pacientes, que luego de las dos semanas de recuperación, adolecen las secuelas de la enfermedad.

De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), los efectos a largo plazo ocurren en un grupo específico de pacientes. En su mayoría, mejoran al cabo de un par de semanas, tiempo estimado de recuperación del Covid-19. Sin embargo, las afecciones posteriores han persistido, ampliando los intereses de la comunidad científica por conocer el motivo de su firmeza.

Por su parte, datos de la Máxima casa de estudios revelan que la cuarta parte de los pacientes que sufren Covid-19, presentan alguna sintomatología neurológica. Estos casos han sido identificados tanto en infecciones moderadas como graves, indistintamente. No obstante, Luis Delgado aseguró que "entre más grave sea la situación, las manifestaciones serán peores".

En este contexto, el académico de la Facultad de Medicina (FM), en un comunicado de "UNAM Global", declaró que el nuevo coronavirus podría causar más afectos adversos de lo que se creía. Comúnmente, el SARS-CoV-2 se aloja en el sistema respiratorio, pues es ahí en donde se une con el receptor de las célula humanas, conocido como la enzima angiotensina 2.

Pese a que esta enzima se ubica, principalmente, a nivel pulmonar no es el único grupo de órganos en el que el virus encuentra alojo. En cambio, también entra en contacto como los sistemas nerviosos central (SNC) y periférico (SNP). La Universidad de Queensland, en Australia, explica que el SNC está conformado por el cerebro y la médula espinal, mientras que el SNP engloba los nervios que se encuentra fuera del área cerebral.

Cada uno de ellos se encarga de controlar el buen funcionamiento de nuestro cuerpo. En ello, radica la peligrosidad que el SARS-CoV-2 los infecte. Delgado Reyes dijo que cuando el virus se instala en el sistema nervioso, deja graves consecuencias neurológicas, perdurando durante muchos años dentro del tejido nervioso.

De acuerdo con el experto en anatomía, la persistencia del SARS-CoV-2 en el SNC y SNP puede propiciar trastornos neuropsiquiátricos y cognitivos. Además, el investigador expresó que puede predisponer al paciente a desarrollar enfermedades neurodegenerativas, características por agravar la salud conforme avanzan los años.

Una vez que el virus se hospeda en el sistema nervioso, "la posibilidad de eliminarlo es mucho más difícil", advirtió el catedrático. La evidencia científica, en torno al comportamiento del SARS y el MERS, -profundizó- ha demostrado que, "aunque la persona aparentemente se cure, el agente infeccioso persiste durante muchos años dentro del tejido nervioso".

¿Cómo el Covid-19 puede afectar al sistema nervioso?

El especialista en neurociencias indicó que después que el coronavirus se une con las células humanas, puede afectar a los vasos sanguíneos, ubicados en el aparato digestivo. Estos conductores de sangre también se localizan en el SNC y SNP.

"El virus puede llegar al sistema nervioso por la vía sanguínea y puede invadir al sistema nervioso a través de las vías respiratorias donde se localiza el nervio del olfato. Por esta razón, las personas pierden el sentido del olor y gusto", detalló Delgado Reyes.

El científico agregó que el coronavirus también accede al sistema nervioso es a través del nervio vago. Este se encarga de activar las funciones del cerebro en relación con otros órganos del cuerpo humano. Si falla, puede ocasionar problemas respiratorios.

"Cuando un paciente no tiene problema pulmonar, pero padece de insuficiencia ventilatoria, es porque el virus invadió el nervio vago y ocasiona dificultad para respirar", profundizó el integrante de la UNAM.

¿Qué enfermedades puede producir?

Luis Delgado estimó que un sistema nervioso infectado puede afectar de diversas maneras al paciente, provocando la manifestación de encefalitis, la aparición de hemorragias en el tejido nervioso del cerebro y daños en las neuronas.

"También causa meningitis, una inflamación de las tres membranas (meninges) que recubren el cerebro y la médula espinal. Sufren dolor de cabeza y cuello, fiebre e incluso podrían llegar al estado de coma y provocar la muerte", advirtió.

El experto señaló otras dolencias como la encefalomielitis, enfermedad que produce que el paciente padezca trastornos de movimiento en los ojos, pérdida de equilibrio, estado de alerta permanente y temblores constantes.

De la misma manera, cuando el virus se instala en la médula espinal causa mielitis, paralizando las piernas y los brazos de la persona. En los casos graves, esta dolencia entumece los músculos de los pulmones, y por ende, produce un paro respiratorio. "Por eso (los pacientes) son apoyados con ventiladores", pormenorizó.

Por último, el académico enfatizó que los efectos adversos del Covid-19 han sido asociados a otras enfermedades neurodegenerativas, como la esclerosis múltiple, el mal de Parkinson y el Alzheimer. Sin embargo, Luis Delgado Reyes reconoció que aún es muy pronto para establecer cualquier criterio sobre las consecuencias del coronavirus a largo plazo.

"Actualmente sería aventurado confirmar estas consecuencias, porque debemos esperar para observar la evolución de los pacientes a través de los años, pero los científicos siguen investigando sobre esta enfermedad", señaló.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.