Empleadas latinoamericanas en España, encerradas como prisioneras durante el confinamiento

Redacción - BBC News Mundo
·1  min de lectura

María no pisa la calles desde hace meses. Isabela tuvo que rechazar varias veces solicitudes sexuales por parte de su empleador.*

España tiene más trabajadoras domésticas que cualquier otro país de Europa y muchas provienen de América Latina.

La mayoría de ellas viven en casa de sus empleadores y por lo tanto son más vulnerables a la explotación y el abuso.

Al menos 22 mil fueron despedidas desde el inicio de la pandemia.

El sindicato que las representa, SEDOAC, ha recopilado los casos de un centenar de mujeres que han estado encerradas a merced de sus empleadores durante meses.

"Se les trata como esclavas modernas", denuncia Edith Espinola, fundadora de SEDOAC.

En este video, la periodista de la BBC Jean Mackenzie recoge las dramáticas historias de varias empleadas domésticas a las que se les prohibió salir de las casas de sus empleadores durante confinamiento.

*María e Isabela son nombres ficticios, para proteger la identidad de las entrevistadas.

Video producido por Jean Mackenzie, Sara Monetta, Andy Smythe. BBC Mundo