Compartir datos a través de la radiación nuclear, nueva modalidad de la tecnología

·3  min de lectura

UN GRUPO de ingenieros transmitió con éxito información digital de manera inalámbrica utilizando radiación nuclear en lugar de las señales electromagnéticas que se usan tradicionalmente en los sistemas de comunicación inalámbrica, como en los teléfonos inteligentes.

El equipo, formado por científicos de la Universidad de Lancaster, en el Reino Unido, y del Instituto Jozef Stefan, de Eslovenia, utilizó neutrones rápidos, que son partículas libres de alta energía que viajan a una velocidad de alrededor de 14,484 kilómetros por segundo o más, para transmitir información codificada digitalmente.

El equipo piensa que un sistema basado en su descubrimiento con el uso de neutrones rápidos se puede usar en circunstancias que impidan la transmisión de señales electromagnéticas.

Malcolm Joyce, catedrático de la Universidad de Lancaster, señala: “Demostramos el potencial de la radiación de neutrones rápidos como un medio para las comunicaciones inalámbricas en aplicaciones donde la transmisión electromagnética convencional no es factible o está inherentemente limitada”.

También lee: ‘Hay 14,000 armas nucleares en todo el mundo; solo hace falta pulsar un botón para que sean lanzadas’: ONU

Joyce es autor de un artículo publicado en la revista Nuclear, “Instruments and Methods in Physics Research Section A: Accelerators, Spectrometers, Detectors and Associated Equipment” (Instrumentos y métodos nucleares en la investigación en física Sección A: aceleradores, espectrómetros, detectores y equipo relacionado), donde se detalla la investigación realizada por el equipo.

Los neutrones son partículas que usualmente están encerradas en el núcleo del átomo, junto con los protones. Los neutrones rápidos surgen cuando un isótopo radiactivo como el californio-252, que se produce en reacciones nucleares, se deteriora, liberando neutrones de alta energía.

La ventaja de los neutrones rápidos sobre las señales electromagnéticas es que, mientras estas últimas pueden verse debilitadas o incluso detenidas por una hoja gruesa de metal, los neutrones rápidos no se detienen. Esto significa que pueden utilizarse en situaciones donde no es conveniente o seguro utilizar cableado.

Joyce da algunos ejemplos de estas situaciones, como las estructuras de contención y bóvedas de los reactores, así como las mamparas de los vehículos marinos, donde es importante mantener la integridad estructural y reducir la cantidad de perforaciones en las estructuras.

No te pierdas: Por qué América Latina debe preocuparse por las armas nucleares

“El uso de neutrones para la transmisión de información a través de esas estructuras podría hacer innecesario el uso de tales perforaciones y quizá también sea relevante en condiciones en las que las transmisiones limitadas son deseables en circunstancias difíciles, como en operaciones de rescate en situaciones de emergencia”, añadió Joyce.

Para poner a prueba la capacidad de los neutrones rápidos de transmitir datos, Los investigadores midieron y modularon la emisión de estas partículas a partir de californio-252. Este isótopo altamente inestable, descubierto en 1950, no se produce naturalmente y es conocido por el ritmo al que emite neutrones, ya que es capaz de liberar hasta 170 millones de neutrones por minuto.

Las emisiones moduladas se midieron con un detector de partículas y los resultados se registraron en una computadora portátil. El equipo codificó varios tipos de información, entre la que se encontraba una palabra, el alfabeto y un número seleccionado utilizando un generador de números aleatorios.

Las pruebas de transmisión fueron cien por ciento exitosas, aún cuando el equipo que envió la información y el que la recibió desconocían cuál era el número generado aleatoriamente.

Te interesa: Por qué Rusia está apoderándose del Ártico con sus barcos rompehielos nucleares

A pesar del éxito del sistema, es poco probable que se utilice en un futuro próximo para crear un sistema comercial de transmisión de datos. Parte de la razón es que el californio-252 es extremadamente peligroso si se maneja incorrectamente. Si se ingiere o se inhala, puede permanecer en el cuerpo hasta por 50 años, y la radiación de neutrones puede provocar daños en los tejidos e incluso cáncer.

Además, el material radiactivo es extremadamente caro; Though.Co calcula que un solo gramo de californio-252 puede llegar a costar hasta 27 millones de dólares. N

—∞—

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.