Cazador atrapa a pitón en los Everglades. Pero la serpiente se le enredó y comenzó a apretarlo

·2  min de lectura

Un cazador novato que probó suerte al tratar de atrapar a una de las pitones birmanas que han invadido a la Florida, aprendió una dura lección cuando la enorme serpiente se le enredó en la muñeca y comenzó a apretarlo.

El incidente tuvo lugar en los Everglades durante una cacería que organizó el cazador del Condado Martin, Mike Kimmel, conocido en las redes sociales como Python Cowboy (El Vaquero de las Pitones).

En un video de lo sucedido que se colgó el 16 de septiembre en YouTube, puede verse al hombre —cuya identidad no se dio a conocer— cuando atrapaba por la cola a la serpiente de unos ocho pies de tamaño. Al rato, la sujeta por la cabeza, sin que la serpiente lo pudiera morder.

Pero fue justamente en ese momento en que la pitón pasó a la ofensiva, enredando todo el cuerpo alrededor de la mano del hombre. Luego en la muñeca. Y después en el antebrazo.

Las pitones birmanas pueden apretar con una presión de unas siete libras por pulgada cuadrada, y no pasó mucho tiempo hasta que al joven cazador le resultara imposible dominar la serpiente con una sola mano.

Un hombre que probó suerte al tratar de atrapar a una de las pitones birmanas que han invadido a la Florida, aprendió una dura lección cuando la enorme serpiente se le enredó en la muñeca y comenzó a apretarlo.
Un hombre que probó suerte al tratar de atrapar a una de las pitones birmanas que han invadido a la Florida, aprendió una dura lección cuando la enorme serpiente se le enredó en la muñeca y comenzó a apretarlo.

“¿Necesitas ayuda? Dímelo”, se escucha a Kimmel decir. “¿La puedes controlar?”.

“No”, le respondió el hombre resoplando. “Es fuerte”.

Hizo falta la ayuda de Kimmel para poder atrapar a la revoltosa serpiente, después que el joven cazador le soltara la cabeza y la sujetara con la otra mano.

Nadie resultó herido, y la serpiente fue “sacrificada” cuando el equipo llegó al bote, dijo Kimmel.

“No todas las cacerías de pitones son exitosas”, dijo Kimmel en el video. “Nunca se sabe qué puede pasar, y puede resultar peligroso. Estas serpientes se ocultan muy bien”.

Las pitones birmanas son especies invasivas que se han apoderado de los pantanos de la Florida, y las autoridades estatales entusiasman su captura. Las adultas tienen un tamaño promedio de entre seis y nueve pies, alcanzando la más grande que se ha cazado, 18 pies.

Traducción de Jorge Posada