¿Son los casos de agresión sexual contra un maestro de Miami un problema para la compañera de fórmula de Crist?

·6  min de lectura

Solo hicieron falta unas horas después que Charlie Crist eligiera a su compañera de fórmula la semana pasada para que los republicanos pasaran a la ofensiva.

En su intento de desbancar al gobernador Ron DeSantis, Crist eligió a Karla Hernández-Mats como compañera de fórmula. Hernández-Mats vive en el sur de la Florida, es hispana y presidenta de United Teachers of Dade (UTD), el mayor sindicato de maestros del estado.

Pero como los republicanos se apresuraron a destacar, Hernández-Mats tenía vínculos con un antiguo miembro del sindicato con una historia caótica.

Hernández-Mats ascendió en las filas del sindicato con Wendell Nibbs, un depredador sexual convicto que cumple una condena de ocho años de prisión por tres cargos de agresión sexual a menores.

Incluso si los republicanos no hubieran hecho de los maestros depredadores un tema importante de la campaña de este año, el vínculo entre Nibbs y Hernández-Mats habría sido un objetivo tentador.

Cuatro días después que Hernández-Mats fue nominada, su asociación con Nibbs amenazó con ensombrecer las primeras etapas de la contienda por la gobernación después de las primarias.

En un correo electrónico enviado el martes al Tampa Bay Times, la campaña de Crist no respondió a las preguntas de un reportero sobre la investigación de Hernández-Mats y restó importancia a su asociación con Nibbs.

“Nuestra campaña está orgullosa de tener una mujer hispana en la boleta electoral junto a Charlie”, escribió un portavoz. “Karla ha dedicado su vida a luchar por los maestros, los estudiantes y su comunidad de Miami-Dade”.

Múltiples denuncias por agresión sexual

Nibbs, que fue maestro de Educación Física en la escuela intermedia Brownsville en Miami durante gran parte de su carrera, estaba en el mismo grupo sindical que Hernández-Mats y fue delegado del edificio de la escuela, o enlace sindical, durante ocho años. Entre 2004 y 2016, tuvo que hacer frente a cinco denuncias de conducta sexual indebida por parte de alumnos y una maestra, todas consideradas infundadas por el distrito.

En el correo electrónico enviado el martes al Times en respuesta a las preguntas sobre la asociación de Hernández-Mats con Nibbs, un portavoz de Crist minimizó su afiliación afirmando que Nibbs era solo uno de los 800 delegados del sindicato.

Sin embargo, sus funciones en el sindicato, junto con las publicaciones en redes sociales de la época, sugieren una asociación más cercana que un conocimiento lejano.

Hernández-Mats fue secretaria-tesorera de la junta directiva del sindicato desde 2013 hasta 2016. Durante ese tiempo, el sindicato representó a Nibbs en algunos de los casos de denuncia por conducta sexual indebida, que se consideraron infundados por falta de pruebas. El sindicato no tiene ningún papel en la investigación de un maestro. Cuando representa a un miembro, el sindicato solo asegura que se siga el procedimiento adecuado durante la audiencia de las denuncias.

En 2016 Nibbs se postuló como delegado del sindicato y Hernández-Mats fue electa presidenta. Formaban parte de la misma lista de candidatos, un equipo de unos 100 delegados que hacen campaña juntos con objetivos compartidos, muy parecido a un partido político.

Ese verano, el distrito dictaminó que Nibbs se había comportado indebidamente con un estudiante, la primera vez en 12 años que era amonestado.

Miembro activo del UTD

Lejos de ser solo uno de los 800 delegados sindicales que trabajaron con Hernández-Mats, como afirma la campaña de Crist, Nibbs viajó al Capitolio de la Florida en Tallahassee para reunirse con otros líderes sindicales. Durante este período, Nibbs tuvo un papel de “perro bravo” hacia los miembros del sindicato que cuestionaban el liderazgo, según dos representantes del sindicato citados en 2019 en el Miami Herald.

El ex maestro de educación física de la escuela intermedia Brownsville, Wendell Nibbs, al frente y al centro de negro, posa con los líderes de United Teachers of Dade en una foto publicada en Facebook, el 16 de noviembre de 2017. Fue arrestado por cargos de agresión sexual a dos estudiantes dos semanas después.
El ex maestro de educación física de la escuela intermedia Brownsville, Wendell Nibbs, al frente y al centro de negro, posa con los líderes de United Teachers of Dade en una foto publicada en Facebook, el 16 de noviembre de 2017. Fue arrestado por cargos de agresión sexual a dos estudiantes dos semanas después.

Varias fotos de la época, algunas de las cuales muestran a Nibbs sonriendo con Hernández-Mats y otros líderes sindicales, sugieren una fácil familiaridad. Muchos de esos líderes, incluido el segundo al mando de Hernández-Mats, dejaron comentarios elogiosos sobre Nibbs en redes sociales.

Hernández-Mats ha sido presidenta del sindicato desde su elección en 2016, ganando la reelección dos veces, la última en febrero.

El ex maestro de educación física de la escuela intermedia Brownsville, Wendell Nibbs, posa con la presidenta de United Teachers of Dade, Karla Hernández Mats, frente a la marquesina de Brownsville, en una foto que Nibbs publicó en la página de Facebook de UTD Frontline caucus. Nibbs publicó la foto mientras era investigado por haber manoseado a una compañera.
El ex maestro de educación física de la escuela intermedia Brownsville, Wendell Nibbs, posa con la presidenta de United Teachers of Dade, Karla Hernández Mats, frente a la marquesina de Brownsville, en una foto que Nibbs publicó en la página de Facebook de UTD Frontline caucus. Nibbs publicó la foto mientras era investigado por haber manoseado a una compañera.

Mientras tanto, las cosas cambiaron drásticamente para Nibbs. Incluso antes de ser electo delegado sindical, un detective de la P Escolar de Miami-Dade fue asignado en 2015 para investigarlo. El detective reabrió viejas denuncias y recibió nuevos testimonios y acusaciones.

Como parte de esa investigación, un total de nueve alumnas de la escuela intermedia Brownsville acusaron a Nibbs de agresión sexual o de comportamiento indebido de naturaleza sexual. Una de las estudiantes dijo en una declaración jurada que tuvo relaciones sexuales con Nibbs cinco veces durante su año de octavo grado. Otra chica dijo al detective que fue violada por Nibbs en su aula.

Nibbs fue arrestado en noviembre de 2017 por dos cargos de agresión sexual a una menor. Fue arrestado de nuevo mientras esperaba el juicio en marzo de 2019 por otros dos cargos de agresión sexual a una menor con autoridad familiar o de custodia. Los fiscales acordaron retirar más de una docena de otros cargos contra Nibbs a cambio de una declaración de culpabilidad. Se declaró culpable de un total de tres cargos.

Hernández-Mats ha evitado casi siempre el tema en los últimos años. Cuando se le preguntó por Nibbs en 2019, antes de su juicio, no quiso aclarar su participación en el sindicato que ella dirigía.

Hernández-Mats asignó cualquier responsabilidad de Nibbs al distrito, diciendo entonces a través de un portavoz que si los empleados son contratados por el sistema escolar, se considera que están calificados y pueden trabajar en un entorno escolar, “en lo que respecta a [United Teachers of Dade] y otros empleados del distrito”.

Después que el Herald publicó en 2019 el reportaje que detallaba las acusaciones contra Nibbs, Hernández-Mats denunció públicamente a su ex delegado sindical.

“Es abominable decir que me asociaría consciente y voluntariamente con alguien que es acusado de acciones tan repulsivas”, publicó Hernández-Mats en Twitter. “Puede que nos haya engañado a todos, pero sus acusadores deben ser escuchados”.

DeSantis vincula a Hernández-Mats y a Nibbs

En los días posteriores al anuncio de Crist el sábado de su compañera de fórmula, los republicanos, incluida la portavoz de la campaña de DeSantis, Christina Pushaw, relanzaron fotos de Hernández-Mats y Nibbs juntos.

DeSantis terminó un acto oficial del estado, una conferencia de prensa del gobernador del martes, arremetiendo contra su nuevo oponente político. Dijo que Hernández-Mats era “jefa del sindicato de maestros” y que Nibbs era uno de los “principales secuaces del sindicato”.

Hernández-Mats y su sindicato “se preocupaban más por el poder de su sindicato que por los intereses de estos niños. Eso es vergonzoso”, dijo DeSantis. “No se pone la política sindical por delante de los estudiantes de escuelas intermedias que están en peligro de sufrir abusos sexuales”.

En su correo electrónico del martes al Times, la campaña de Crist escribió que Hernández-Mats no tenía nada que ver con la investigación de Nibbs. El correo electrónico desvió las críticas de DeSantis mencionando al representante estadounidense Matt Gaetz, republicano por el Panhandle de la Florida que no está acusado pero que se enfrenta a una investigación del Departamento de Justicia federal por acusaciones de tráfico sexual de niñas menores de edad.

“¿Tiene Ron DeSantis algún comentario sobre las acusaciones contra el depredador de niños acusado Matt Gaetz?”, preguntó la campaña de Crist. “Esto es solo otro intento del Partido Republicano de DeSantis para distraer a los electores y a los medios de comunicación del daño que ha hecho a nuestro estado”.