La primera casa y cuartel de San Martín en Perú renace por el bicentenario

Lima, 26 jul (EFE).- La primera casa y cuartel que ocupó el general argentino José de San Martín cuando llegó hace 200 años con su expedición libertadora a Perú está siendo reconstruida y pronto será un moderno museo en la ciudad sureña de Pisco, tras haber sido derrumbada por un terremoto que asoló a esa localidad en el 2007.

La reconstrucción se realiza en el marco de la conmemoración del bicentenario de la independencia de Perú, que se celebra este 28 de julio, y es financiada por el Consorcio Camisea, que extrae y produce el gas de ese yacimiento natural del sur peruano.

La expedición libertadora de San Martín desembarcó el 8 de septiembre de 1820 en las playas de Paracas, cercanas al puerto de Pisco, una ciudad portuaria ubicada a unos 230 kilómetros al sur de Lima, desde donde el general argentino estableció el plan estratégico para la independencia de Perú.

Las obras de reconstrucción se llevan adelante tras la suscripción, en noviembre de 2019, de un convenio de colaboración interinstitucional con la Municipalidad de Pisco, el Club Social de Pisco y el Ministerio de Cultura peruano.

UN MONUMENTO RECONSTRUIDO

Esta casona del siglo XVII, que fue declarada "monumento" en 1942, fue uno de los inmuebles derrumbados por el terremoto de 7,9 grados que asoló Pisco el 15 de agosto de 2007 y en su reconstrucción se ha empleado a un grupo de profesionales entre obreros, ingenieros y arquitectos, con una inversión total de unos 4 millones de soles (alrededor de un millón de dólares).

"Uno de los puntos principales de la reconstrucción de la casa es que va a presentar una propuesta museográfica que revalora el inmueble y, aparte, todo lo que tiene que ver con la vida y la expedición libertadora en el Perú", declaró a Efe la arquitecta y museógrafa encargada del proyecto, Ana María Lebrun.

En ese sentido, la propuesta incluye elementos como un holograma que mostrará a San Martín preparando el plan estratégico de la expedición libertadora, audiovisuales sobre su vida, entre ellos uno animado para niños, y reproducciones a escala real, maquetas interactivas, un área lúdica y juegos interactivos.

Todo esto se presentará en tres ambientes, desde el zaguán al salón principal y la sala de exposiciones, además de un área lúdica para actividades culturales y educativas.

EL DETALLE DE LAS OBRAS

Lebrun detalló que en 2007 "lamentablemente la casona se derrumbó casi en su totalidad, solo quedó una parte del muro del frente y un par de muros interiores", que luego debieron ser demolidos para hacer la reconstrucción "tal y como estaba" antes del terremoto.

La obra, se espera será entregada en los próximos meses tiene un 50 % de avance y la parte museográfica está en aproximadamente un 60 %, ya que, según precisó Lebrun, se trabaja con distintos proveedores y artistas que están haciendo óleos y acuarelas, así como maniquíes y maquetas.

La museógrafa destacó que el Consorcio Camisea ha brindado "todo el apoyo necesario para el cumplimiento total de este proyecto", que consideró "emblemático" por estar relacionado con el patrimonio cultural e histórico de su país.

"Esto es muy importante y se debe recalcar, para que más empresas, tanto nacionales e internacionales, puedan brindar este apoyo a proyectos que realmente sean significativos", sostuvo.

EL APOYO DE CAMISEA

Al respecto, Gonzalo Castro De La Mata, gerente de Asuntos Externos de Pluspetrol, operador de Camisea, destacó el significado histórico-cultural del proyecto y el hecho de que la empresa privada está "haciendo un esfuerzo de apoyar al país para reconstruir esta casa cuartel donde se alojó San Martín".

Castro De La Mata recordó que el consorcio ya tiene mas de 15 años de operaciones en Camisea, lo que ha servido para cambiar la matriz energética del país y reducir el precio de la electricidad, aportando así "muchísimo a las comunidades y a su entorno".

"En el caso de Pisco tenemos una planta de fraccionamiento y ahí estamos trabajando con las comunidades aledañas, hemos invertido más de 300 millones de soles (unos 76,3 millones de dólares) en una serie de proyectos, entre ellos esta reconstrucción", resaltó.

EL COMPROMISO MARCO

La financiación proviene del Compromiso Marco de Camisea, un fondo voluntario de 100 millones de soles (más de 25 millones de dólares) que se implementó tras un acuerdo con las autoridades peruanas.

"El Consorcio Camisea ha aportado (a Perú) más de 40.000 millones de soles en regalías y en impuesto a la renta, esa plata entra al Estado, pero eso no es suficiente, la empresa privada aparte de todas sus obligaciones legales tiene algo que se llama la responsabilidad social corporativa, nosotros consideramos que es nuestra obligación ser buenos vecinos", enfatizó el funcionario.

Remarcó que, por ese motivo, buscan "trabajar y apoyar directamente a los pobladores del entorno a través de todos estos proyectos" como el de la casa y cuartel de San Martín que tiene una gran importancia histórica para Perú.

En ese sentido, Lebrun destacó que será "un proyecto cultural relevante", ya que permitirá que los habitantes de Pisco "cada día se sientan mas identificados" con su historia y su patrimonio.

La intención final, añadió, es que se convierta en "una fuente de conocimiento y de arraigo para todos ellos y que (...) se sientan orgullosos de ser pisqueños, porque en Pisco se creó la primera bandera y el primer escudo nacional".

David Blanco Bonilla

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.