Brasil vuelve a tener un día crítico y se aproxima a once millones de casos

Agencia EFE
·2  min de lectura

Recife (Brasil), 6 mar (EFE).- Brasil registró en las últimas 24 horas 69.609 nuevos casos y 1.555 muertes asociadas al coronavirus, con lo que se aproxima a los once millones de contagios y superó los 264.000 fallecimientos, según informó este sábado el Ministerio de Salud en su más reciente boletín epidemiológico.

De acuerdo con las cifras oficiales del Gobierno, entre el viernes y el sábado se presentaron números similares a los de los últimos días en la cantidad diaria de infecciones y muertes, que se mantienen con un promedio de más de 1.200 óbitos por día y registraron en la semana varios récords de fallecimientos

Desde el primer contagio, el 26 de febrero, y de la primera muerte, el 12 de marzo, ambos en Sao Paulo, el país suma ahora 10.938.836 casos confirmados y totaliza 264.325 óbitos.

Según el reporte oficial, en la nación de poco más de 210 millones de habitantes se han recuperado 9.704.351 pacientes del nuevo coronavirus SARS-CoV-2, lo que supone el 88,7 % del total de infectados.

Otros 970.160 pacientes se encuentran en acompañamiento médico en hospitales o en sus residencias después de haber dado positivo en las pruebas clínicas.

El país, uno de los tres en el mundo más afectados por la pandemia del nuevo coronavirus en números absolutos junto a Estados Unidos e India, registra una tasa de mortalidad de 126 decesos por cada 100.000 habitantes y una incidencia de 5.205 personas infectadas en la misma proporción.

El estado de Sao Paulo, el más poblado del país con 46 millones de habitantes y localizado en la región sudeste, sigue siendo la región con más casos confirmados (2.107.687) y muertes (61.417).

Justamente Sao Paulo, también el estado más rico, inició este sábado el cierre de todos los negocios, salvo los de primera necesidad, durante las próximas semanas debido al grave repunte de casos y muertes por covid-19, las cuales han puesto su sistema sanitario al borde del colapso.

El motor financiero del país fue el primer estado en imponer hace un año medidas más severas de confinamiento y aislamiento social y, con su gobernador Joao Doria a la cabeza, lideró la implementación de la primera vacuna, pero aún así se mantiene como la región más afectada en números absolutos.

(c) Agencia EFE