Beto O’Rourke califica los vuelos de migrantes de “crueles y poco amables”

·3  min de lectura

El demócrata Beto O'Rourke denunció que el envío de migrantes en autobús o en avión desde estados como Texas y Florida a lugares como Martha's Vineyard son “crueles y poco amables”.

Duranet The Daily Show, con el presentador Trevor Noah, se le señaló a O'Rourke que las encuestas mostraban que la mayoría de los texanos apoya las acciones del gobernador de Texas, Greg Abbott, y Ron DeSantis, de Florida.

“De hecho, creo que este extremismo que vemos en nuestro actual gobernador y gobierno en Texas refleja el hecho de que tenemos una democracia gravemente rota”, señaló O'Rourke, quien compite contra Abbott por el puesto de gobernador. “Siete millones de tejanos no votaron en las últimas elecciones”.

O'Rourke dijo que las encuestas de opinión pueden reflejar un sistema de inmigración que no funciona y que la gente siente la necesidad de “hacer algo”.

“Lo que yo propongo es, en lugar de estas maniobras, que son tan crueles y poco amables, no solo para esos migrantes, sino para los que vivimos en Texas, para los agentes de la patrulla fronteriza, a quienes les echamos sobre la espalda todo este sistema migratorio que está tan roto…”, continuó.

“¿Qué pasaría si, en cambio, tuviéramos un programa de trabajadores invitados con sede en Texas o la capacidad de unirnos a la familia y no esperar 20 años en la fila?

“¿Qué pasaría si Texas abriera el camino para reescribir nuestras leyes de inmigración y reflejar nuestros valores, nuestros intereses y nuestras necesidades, y dijéramos: ‘Mira, si quieres venir a este país, debes seguir nuestras leyes', pero nuestras leyes seguirán nuestros valores’. Quiero que Texas lidere en eso”.

Un alguacil en Texas está investigando actualmente los vuelos de inmigrantes realizados la semana pasada, que DeSantis pagó para trasladar inmigrantes desde la frontera sur hasta Martha's Vineyard en Massachusetts. Los contribuyentes de Florida pagaron la factura de dos aviones para llevar a unos 50 venezolanos a la isla, una medida denunciada por los demócratas, pero apoyada por muchos republicanos, incluido Abbott, que ha estado transportando inmigrantes a lugares como Washington DC.

Las encuestas muestran que O'Rourke, de 49 años, está nueve puntos detrás de Abbott, de 64, y muchos expertos creen que el excongresista no podrá lograr el tipo de participación que obtuvo en 2018, cuando logró vencer por poco al actual senador republicano Ted Cruz.

O'Rourke ha afirmado que sus números serán impulsados por la adopción de Abbott de algunas de las reglas antiaborto más duras del país. Piensa que saldrán mujeres de todas las tendencias políticas, junto con hombres que se oponen a las duras posturas de Abbott.

“En lugar de sucumbir a la tentación de la desesperación o someterse a esto, los texanos se están levantando y se están ofreciendo como voluntarios en esta campaña”, mencionó O'Rourke en el programa, el miércoles por la noche.

“Están tocando puertas. Están participando en números récord y van a ganar esta elección en noviembre, que es realmente un referéndum sobre todos estos temas: ¿vamos a ser definidos por este extremismo y nuestro odio y la forma en que nos hacemos sentir miedo unos a otros? ¿Vamos a unirnos y hacer grandes cosas juntos?”.