Anuncios

El banco NYCB busca tranquilizar a inversores, pero sus acciones siguen cayendo

NUEVA YORK (AP) — Las acciones del banco New York Community Bancorp cayeron nuevamente el miércoles, esta vez 11%, cuando su calificación crediticia fue rebajada a “basura”, mientras los inversores temen que al prestamista regional le aguarde la misma suerte que el Silicon Valley Bank el año pasado.

Las acciones del NYCB caen en picada desde hace una semana, cuando el banco reportó importantes pérdidas en algunos préstamos inmobiliarios comerciales e indicó que tenía problemas para digerir la adquisición, el año pasado, del Signature Bank. Las acciones cayeron en 40% desde la emisión del balance.

NYCB compró la mayoría de los bienes del Signature Bank el año pasado, cuando este cayó en la quiebra a mediados de marzo, inmediatamente después del Silicon Valley Bank. La compra del Signature volvió al NYCB un banco mucho más grande en cuanto a haberes, lo cual lo somete por ley a una presión mayor de los reguladores. El banco debió recortar su dividendo y elevar sus coeficientes de capital y liquidez para satisfacer los requisitos de los reguladores.

También existen preocupaciones por la cartera inmobiliaria comercial del NYCB. El banco reportó sorpresivamente una pérdida de 252 millones de dólares en el cuarto trimestre, incluida una provisión para pérdidas crediticias de 552 millones, en buena parte vinculada con el sector inmobiliario.

Las acciones cayeron 22% el martes. Después del cierre del mercado, la agencia de calificación crediticia Moody’s rebajó la calificación crediticia a “basura”. Las acciones rebotaron en las operaciones previas a la apertura del miércoles, cuando el banco informó que el 72% de sus depósitos están asegurados y tiene una liquidez de 37.300 millones de dólares, que supera los depósitos no asegurados. Pero las acciones reanudaron su descenso tras la apertura.

“A pesar de la rebaja de la calificación de Moody’s, nuestra calificación de depósitos de Moody’s, Fitch y DBRS mantienen el grado de inversión”, dijo el CEO del banco, Thomas Cangemi. “La rebaja de Moody’s previsiblemente no tendrá un impacto material sobre nuestras disposiciones contractuales”.