Anuncios

Banco del Bienestar blinda sucursales ante aumento de robos

Enrique Gómez

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 24 (EL UNIVERSAL).- Blindan Banco del Bienestar con mil 300 millones de pesos por aumento imparable de robos.

Ante un incremento en el número de asaltos en sucursales, el Banco del Bienestar se vio obligado a contratar un servicio de seguridad armada. Sin embargo, resulta que el seguro está más caro que el monto reconocido como robado.

Para este año, el Banco del Bienestar contrató seguridad armada para sus 2 mil 276 sucursales en el país, así como para el traslado de valores, ello ante el aumento continuo de robos reportados desde el inicio de sus operaciones, en 2019, a la fecha.

Y aunque los asaltos a las sucursales de la institución bancaria son recurrentes, algunas han sido saqueadas hasta en tres ocasiones y el número de robos van en aumento. Los montos ya no se conocen porque en abril de este año la entidad financiera reservó por cinco años dicha información.

De acuerdo con el contrato 2984220, publicado el pasado 17 de agosto en Compranet, del 1 de enero al 31 de diciembre de 2023, las unidades financieras y las oficinas del corporativo tendrán el servicio de protección federal por mil 307 millones 555 mil 465 pesos, derivado de pérdidas por alrededor de 136 millones de pesos por robos.

Ello incluye servicio de seguridad intramuros y perimetral, discontinuo, armado, control de acceso, traslado y custodia en turnos de 24 por 24 horas, de lunes a domingo, y de 12 por 12 horas de lunes a viernes, para las oficinas del corporativo, así como sus sucursales en todo el país.

En casi tres años, de julio de 2019 a mayo de 2022, el Banco del Bienestar reportó 82 asaltos en sus sucursales, lo que significó una pérdida de 136 millones 630 mil 827 pesos.

Sin embargo, se registró un aumento exponencial de este delito, 112 robos sólo en 10 meses, de mayo de 2022 a marzo de 2023, para llegar a 194 asaltos en total desde que inició operaciones y hasta que clasificó la información como reservada.

La contratación de seguridad se dio incluso antes de que el presidente Andrés Manuel López Obrador minimizara en marzo de este año los asaltos y los montos robados a las sucursales bancarias que se encargan de dispersar los recursos de los programas sociales del gobierno federal, y que en 2024 ascenderán a más de 727 mil millones de pesos, en caso de que sea aprobado el Proyecto de Presupuesto de Egresos.

"La gente cuida el Banco del Bienestar. La distribución de los fondos para los beneficiarios, que tienen que ver con el Banco del Bienestar, no hay asaltos… no hemos tenido muchos problemas de asaltos", aseguró el presidente López Obrador el pasado 6 de marzo en su conferencia.

Y aunque la información relacionada con los montos robados y el número de asaltos al Banco del Bienestar están en la opacidad, no se han detenido y siguen reportándose estos delitos en varias entidades del país.

Apenas el pasado 2 de septiembre, la sucursal de Pueblo Nuevo, en Chiapas, fue saqueada por dos personas vestidas de policía, que se llevaron 2.7 millones de pesos; en otro asalto el 20 de julio robaron aproximadamente 7 millones de pesos a la sucursal del Banco del Bienestar en Morelia, Michoacán.

Dos semanas antes, el 6 de julio, en la localidad de La Unión, en Guerrero, entraron a robar y se desconoce el monto de lo que se llevaron, es el segundo asalto que sufre dicho inmueble; el 21 de junio, en Huejutla, Hidalgo, se suscitó otro robo, el tercero en esa unidad, sin saber el monto sustraído.

Y el pasado 17 de abril asaltaron la unidad que se encuentra en la colonia El Sabino, en Cuautitlán Izcalli, Estado de México, y se llevaron alrededor de 100 mil pesos. Hasta ahora, el robo más cuantioso fue el que ocurrió el 12 de marzo de 2022, en la sucursal de Cuautla, Morelos, donde se llevaron más de 21 millones de pesos.

Todo lo anterior ha provocado que las corporaciones estatales de policía tengan que intervenir y brindar seguridad extra, ante la imparable ola de robos; como en el caso de Puebla, donde el secretario de Seguridad Pública, Daniel Iván Cruz, señaló el 12 de septiembre que el cuidado de las sucursales "forma parte de la estrategia que tenemos".

En entrevista con EL UNIVERSAL, Christian Carrillo, analista político y experto en derecho constitucional, señaló que los constantes robos a las sucursales del Banco del Bienestar son reflejo de una ineficaz política en seguridad pública.

"Siempre será importante que en el país haya más elementos para brindar seguridad a las y los ciudadanos, pero cuando se focalizan recursos públicos y humanos para atender una crisis, como ya lo son los robos al Banco del Bienestar, y estos no paran, todos esos esfuerzos económicos y humanos devengados para la seguridad dejan expuestas las grandes ineficiencias de la política pública en materia de seguridad, lo cual vulnera derechos humanos y el Estado de derecho".

Expuso que los robos al Banco del Bienestar significan que la delincuencia ya encontró otro nicho de oportunidad, un modus operandi e identificó "el ineficiente modelo de seguridad pública ha quedado completamente rebasado por la delincuencia en todo el país".

Comentó que "los robos al Banco del Bienestar se puede interpretar como un reto al mismo Estado, ya que como sabemos, este banco es una de las políticas insignia del gobierno de la 4T, el cual no ha mostrado eficiencia, eficacia y efectividad, que son elementos fundamentales en la evaluación de resultados de toda política pública o programa federal".

De acuerdo con la asociación civil Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, durante 2022, el Banco del Bienestar contrató un seguro con la Afianzadora Sofimex, con una cobertura de hasta 12.5 millones de pesos contra robo, fraude, abuso de confianza y peculado.

Así como un seguro con Agroasemex por 60.4 millones de pesos para cubrir robos a programas sociales, fraudes, actos terroristas y vandálicos contra sucursales bancaria, así como con equipos.

Sin embargo, de diciembre de 2018 a mayo de 2022 sólo logró recuperar aproximadamente 47 millones de pesos por medio de las aseguradoras.

Cliente de la delincuencia

En el contrato se establece que por los servicios de seguridad intramuros y perimetral, y traslado de valores, se pagarán poco más de mil 300 millones de pesos.

La información relacionada con los montos robados y el número de asaltos al Banco del Bienestar están en la opacidad, y además quedó reservada por cinco años.

Datos

2,276 sucursales estarán en resguardo por elementos armados, así como los traslados de valores.

194 asaltos a nivel nacional, se registraron en sedes bancarias desde que la institución inició operaciones.