Asocian los olvidos con el riesgo de tener un ACV en la población con educación superior

Por Andrew M. Seaman (Reuters Health) - Las personas con estudios superiores que tienen olvidos momentáneos estarían expuestas a un aumento del riesgo de padecer un accidente cerebrovascular (ACV), según sugiere un estudio de los Países Bajos. En Stroke, los autores publican que los participantes con educación superior que decían tener lapsus de memoria evidentes eran un 39 por ciento más propensos que aquellos sin esos olvidos a tener un ACV en los 12 años siguientes. "A las personas que se quejan de dificultades cognitivas o de memoria hay que monitorizarla no sólo por la posibilidad de padecer demencia incipiente, sino también porque aumenta el riesgo de que tengan un ACV", dijo por correo electrónico el autor principal, doctor Arfan Ikram, de la Universidad Erasmus, Rotterdam. "Lo importante son las quejas por los problemas de memoria que son más comunes que lo habitual y que interfieren con el rendimiento diario. Esto se aplica especialmente a las personas con educación superior", agregó. Su equipo revisó información de 9.152 personas de 55 años o más que, en los períodos 1990-1993 o 2000-2001 habían respondido cuestionarios sobre los lapsus de memoria o habían realizado pruebas de la función cognitiva. En el 2012, se registraron 1.200 ACV en esta cohorte. Los autores hallaron que las personas que tenían esos olvidos momentáneos eran un 20 por ciento más propensas a tener un ACV durante el período de seguimiento. Pero esa relación surgió de manera aislada sólo en el grupo con educación superior (estudios universitarios o entrenamiento vocacional avanzado). El riesgo de tener un ACV aumentó un 39 por ciento en los participantes con lapsus de memoria con respecto a aquellos sin esos olvidos. Además, los ACV tendieron a adelantarse en los participantes con los niveles de educación formal más altos. Aun así, los resultados de la función cognitiva no estaban asociados con el riesgo de tener un ACV. El estudio no explica por qué están asociados los lapsus de memoria con el ACV sólo en las personas con educación superior. Para el equipo, podría ser que esa población cuente con más reserva cognitiva que impida percibir los trastornos de memoria hasta que el riesgo de tener un ACV sea más avanzado. Pero un experto que no participó del estudio dijo que es probable que las quejas por la mala memoria se deban a un trastorno que también aumenta el riesgo de tener un ACV, como la hipertensión. "Como señalan los autores, es probable que en ciertas personas con algunos desafíos en el uso de la memoria, el riesgo de tener un ACV no esté directamente asociado con esa exigencia, sino con otros factores de riesgo, como la hipertensión", opinó el doctor Robert Brown, neurólogo de la Clínica Mayo, Rochester, Minnesota. Aclaró que el nuevo estudio no quiere decir que hay que preocuparse con los lapsus de memoria, como olvidarse por unos instantes dónde quedaron las llaves o algunos nombres. "Todos los que percibimos un problema de memoria no vamos a tener un ACV. No es una conexión 100 por ciento", aclaró. Por eso recomendó consultar al médico de cabecera, en especial a las personas con educación superior. "El médico les controlará la presión y otros factores de riesgo que elevan las posibilidades futuras de tener un ACV", indicó. FUENTE: Stroke, online 11 de diciembre del 2014.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.