Argentino Cachín prolonga su hora mágica en el US Open

·5  min de lectura
US OPEN (AP)
US OPEN (AP)

Pedro Cachín se derrumbó en el cemento ardiente de la Cancha 12 del Abierto de Estados Unidos, llevándose los brazos a la cabeza y llorando.

Las lágrimas estaban más que justificadas por parte del argentino de 27 años, prácticamente un desconocido en el circuito de la ATP.

En su primera incursión en un cuadro principal del US Open, Cachín estará presente en la tercera ronda. Lo logró el miércoles, con una monumental remontada para vencer al estadounidense a Brandon Holt por 1-6, 2-6, 6-1, 7-6 (1), 7-6 (6) tras casi 4 horas de juego.

“Soy muy difícil de llorar. Es más, antes de terminar el partido, una vez que estaba en el 'tiebreak' encima, estaba por quebrarme”, contó Cachín. “Ahí me dije: ‘No, no, porque todavía queda... Se me vinieron muchos recuerdos".

Y es que esperó mucho por esta semana mágica tras una carrera en la que ha transitado por los circuitos de Challengers y Futures, las categorías inferiores del tenis profesional.

Se fue de Argentina hace nueve años para radicarse en Barcelona y trabajar en la academia de su entrenador Alex Corretja, dos veces finalista del Abierto de Francia.

No fue hasta inicios de julio que irrumpió dentro del Top 100 y disfruta actualmente de su mejor ranking — el número 66 del mundo. Apenas dos semanas atrás ganó un título Challenger, en un torneo de superficie de arcilla en la República Dominicana.

El miércoles, Cachín apenas ganó tres de los primeros 15 juegos. Pero tuvo mejor temple en el tramo final, llevándose los últimos cuatros puntos del desempate del quinto set, los cuales ahora se resuelven al primero en llegar a los 10. También venía de ganar con el nuevo formato del quinto parcial, imponiéndose frente al esloveno Aljaz Bedene en el debut.

No se arredró tras quedar dos sets abajo: “Por suerte había mucho tiempo en el partido, ya peor no lo podía hacer", dijo.

Sentenció su segunda victoria en Flushing Meadows tras una doble falta de Holt, el hijo de Tracy Austin, quien con 16 años se consagró campeona en el US Open en 1979.

El rival de turno será el francés Corentin Moutet, el 112 del ranking que sorprendió 6-4, 1-6, 6-2, 6-4 a Botic Van de Zandschulp. El neerlandés alcanzó los cuartos de final en Nueva York y era el 21er clasificado del torneo.

Holt venía de eliminar a Taylor Fritz, quien como décimo era el estadounidense con la mayor preclasificación.

Amén de haberse asegurado llevarse un premio de 188.000 dólares, Cachín atisba un panorama tentador en el sector de su llave: “Ahora no te vas a conformar. Quieres algo más".

LO CRUEL

Hace casi dos meses, Cristian Garín se entreveró en los cuartos de final de Wimbledon.

Las semanas siguientes han sido crueles para el chileno. Su gran campaña en la cita de Grand Slam más emblemática no le reportó puntos — las giras decidieron no repartir nada luego que el All England Club vetó la participación de los jugadores de Rusia y Bielorrusia debido a la invasión a Ucrania.

Además, arrastra una dolencia en la muñeca izquierda.

Con poco rodaje al recuperarse, Garín sucumbió 6-3, 6-0, 4-6, 6-2 ante Alex de Miñaur (18vo preclasificado) en la segunda ronda del US Open. Había vencido al australiano en los octavos de final de Wimbledon.

Entre los puntos no otorgados por el Slam británico y el final del congelamiento del ranking por parte de la ATP debido a la pandemia de coronavirus, Garín pagó un alto precio.

Ahora es el número 82 del mundo. Era el 17mo al despuntar el año.

“Se me cayeron como 1.000 puntos de torneos de 2019 a 2021, que ni me acordaba”, dijo. “Duele que la mejor semana de tu carrea no te da recompensa. Ya pasó, ya fue, pero obviamente deja un sabor agridulce”.

MÁS SORPRESAS

Las últimas dos campeonas del US Open fueron eliminadas a las primeras de cambio. Una de las semifinalistas del año pasado quedó fuera tras la segunda ronda.

La griega Maria Sakkari (3ra cabeza de serie) se despidió al caer 3-6, 7-5, 7-5 ante Wang Xiyu.

Sakkari alcanzó dos semifinales de Grand Slam pero no ha podido repetir ese éxito en 2022 y reconoció esta semana que le ha costado lidiar con el hecho de tener un perfil más alto al subir al tercer peldaño del ranking. Ha dicho incluso que en algunos días no quería siquiera levantarse de la cama.

La noche previa, la campeona reinante Emma Raducanu y la dos veces campeona Naomi Osaka fueron eliminadas tras derrotas en sets corridos.

Después de alcanzar la final de Wimbledon, la tunecina Ons Jabeur (5ta preclasificada) emuló su mejor resultado en el US Open al vencer 7-5, 6-2 a Elizabeth Mandlik, la hija de Hana Mandlikova, campeona del torneo en 1985. Jabeur ha perdido en la tercera ronda en cada una de sus últimas tres presentaciones en Nueva York.

“Tengo un objetivo”, dijo Jabeur. “Soy la número 5 del mundo, así que trato de estar a la altura de ese número lo mejor que puedo”.

Coco Gauff (12) y Madison Keys (20) sortearon sus obstáculos para un duelo de estadounidenses en la tercera ronda.

Camila Osorio desaprovechó una ventaja 4-1 en el tercer set y no pudo convertirse en la primera mujer colombiana en la tercera ronda del torneo desde 2015. Osorio, campeona juvenil del US Open en 2019, perdió 6-4, 6-7 (5), 7-6 (5) ante la estadounidense Alison Riske-Amritraj (29).

En el cuadro masculino, Andy Murray se despabiló de inmediato tras ceder el primer set y derrotó 5-7, 6-3, 6-1, 6-0 al estadounidense Emilio Nava. Murray, campeón de tres grandes, se las verá ahora con el italiano Matteo Berrettini (13er preclasificado).