Anuncios

Amigos de hijo de AMLO, son empresarios consentidos en la 4T, revelan

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 2 (EL UNIVERSAL).- En su programa por Latinus, el periodista Carlos Loret de Mola presentó un reportaje en el que expone que amigos de Andrés López Beltrán, hijo del presidente Andrés Manuel López Obrador, se han beneficiado de contratos para encargarse de la gerencia de los proyectos que se construyen en los terrenos del llamado Parque ecológico Lago de Texcoco, luego de la cancelación de lo que sería el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, (NAIM) entre muchos otros.

Loret detalló que la Conagua entregó en 2022 un contrato por 10 millones de pesos para hacer la gerencia de los proyectos dentro del parque. La empresa que recibió el contrato señala, opera bajo el nombre de Organismo Promotor Logístico, administrada por Carlos Buentello Carbonell y su apoderado es Eduardo Rafel Castro Ávila, medio hermano de Alejandro Castro Jiménez Labora, amigo de López Beltrán.

La pieza, firmada por Monserrat Peralta, también muestra fotografías en fiestas y eventos de López Beltrán con Jiménez Labora.

El reportaje reveló que de la mano de Román Meyer, titular de la Sedatu, los cercanos a Andy participan en el nuevo Archivo General Agrario que se levanta en la avenida Juárez, en el Centro de la Ciudad de México. Para este proyecto en 2022, Organismo Promotor Logístico recibió un contrato por 56 mdp, para encargarse del proyecto ejecutivo del Archivo Agrario, mientras que VEA Arquitectos ha participado en la cimentación del edificio.

Asimismo, se señala que Alejandro Castro Jiménez Labora y su primo, Santiago Jiménez Labora, hacen uso de otras empresas para colocar mobiliario en los edificios de la Sedatu.

El trabajo también menciona al despacho NA Colectivo Sodio, el cual, se reveló, ha trabajado con proyectos para chocolates Rocío, propiedad de los hijos de López Obrador y para otras marcas relacionadas con los amigos de López Beltrán.

Detalla que el despacho presume en su página de internet los señalamientos que ha realizado para el nuevo malecón del Rio Grijalva en Villahermosa, donde el amigo del hijo de López Obrador, Alejandro Castro Jiménez Labora fue nombrado proyectista de la obra que realiza la Sedatu.

Incluso en junio de 2021 acompañó al presidente en un recorrido por el Río Grijalva.

El NAIM y la consulta de AMLO para cancelarlo

Luego de que López Obrador triunfara en las elecciones presidenciales de 2018, en octubre de ese mismo año, promovió una consulta nacional sobre si debería continuar la construcción del Nuevo Aeropuerto o habilitar el actual y el de Santa Lucía.

La misma generó polémica, debido a que se denunciaron duplicidad de votos, además de que expertos señalaban que el entonces presidente electo, aún no contaba con la facultad de realizar una consulta nacional; sin embargo, la respuesta de la población resultó favorable para la Cuarta Transformación, pues cerca del 70 por ciento de los votantes rechazaron que se continuara con la construcción del aeropuerto en Texcoco.

Es así que desde el primer minuto del 1 de diciembre de 2018, se suspendió la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), debido a que los contratos que tenían firmadas las empresas que participaban en su edificación tenían vigencia hasta el 30 de noviembre de ese mismo año.

Fue a mediados de 2019, cuando el gobierno Federal anunció la liquidación de los contratos del NAIM.

Tras su cancelación, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) informó que gastará 221 millones de pesos en 44 estudios de factibilidad para la "rehabilitación y rescate del lago de Texcoco".

La gerencia del Parque Ecológico Lago de Texcoco de la Conagua subrayó que en su lugar se decidió construir, junto con la zona federal, el Proyecto Ecológico Lago de Texcoco, parque metropolitano de escala mundial.

De acuerdo al gobierno federal, para la obra se contempla una inversión proyectada hacia el 2024 de más de 4 mil 500 millones de pesos, y generaría más de 7 mil 600 empleos para la población de los municipios y alcaldías más cercanos.

Usan acero del extinto NAIM para L12 del Metro

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) donó al gobierno de la Ciudad de México más de 60 por ciento del acero que se utilizaría en la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México en Texcoco, para reforzar la Línea 12 del Metro.

De acuerdo con información que otorgó la dependencia capitalina a EL UNIVERSAL, Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México entregó al gobierno local en 2021 un total de 13 mil 54 toneladas de acero procedente de la extinta obra que impulsó el sexenio de Enrique Peña Nieto y que fue cancelada por el presidente Andrés Manuel López Obrador.