“Parece viaje escolar”: líderes mundiales toman autobús al funeral de la reina, Biden usa limusina blindada

·5  min de lectura

El uso de autobuses y minibuses para transportar a los líderes mundiales y la realeza internacional al funeral de la reina y a los actos oficiales se comparó con un “viaje escolar”.

Algunos jefes de Estado, incluidos los presidentes de Kenia y Tanzania, posaron juntos para fotografías en el transporte asignado por las autoridades británicas.

Se utilizaron autobuses para transportar a los dignatarios a una recepción con el nuevo rey en el Palacio de Buckingham el domingo, así como al funeral de Estado el lunes.

Los gobiernos extranjeros recibieron instrucciones de dejar sus autos en el Royal Hospital Chelsea, el cual fue un punto de partida para la operación de transporte el lunes, mientras que al presidente de EE.UU., Joe Biden, se le permitió usar la limusina blindada presidencial conocida como La Bestia.

La policía cerró el acceso a las carreteras que rodean el hospital mientras los líderes mundiales se subían a los autobuses el lunes por la mañana.

Los que tomaron el transporte grupal incluyeron al taoiseach (equivalente a primer ministro) irlandés, Micheal Martin; la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen; el presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, y el presidente italiano, Sergio Mattarella, quien llegó al cordón de seguridad en un Maserati.

Miembros de la realeza europea también tomaron el autobús, incluidos el rey Felipe y la reina Letizia de España, el rey Felipe de Bélgica y la delegación oficial de China.

El automóvil que transportaba al Emir de Qatar tuvo que esperar frente a las cámaras de televisión durante 20 minutos en el puesto de control antes de que se le permitiera ingresar.

Desde el Hospital, se transportó a los dignatarios extranjeros a lo largo de las orillas del Támesis hasta la Abadía de Westminster y al funeral de la reina.

¿Por qué se utilizaron autobuses?

En última instancia y por razones de seguridad, un comunicado oficial sobre los arreglos de transporte del Ministerio de Relaciones Exteriores británico a otros gobiernos indicó que los representantes serían escoltados al funeral de la reina en autobuses desde un lugar en el oeste de Londres, donde se les pediría que dejaran sus autos “debido a las estrictas medidas de seguridad y restricciones viales”.

“Se implementarán múltiples y extensos niveles de seguridad en Londres y en todos los lugares oficiales utilizados para el funeral de Estado y eventos asociados”, dice un documento obtenido por Politico.

Invitados esperan para abordar un autobús hacia la Abadía de Westminster (Getty Images)
Invitados esperan para abordar un autobús hacia la Abadía de Westminster (Getty Images)

Al hablar el viernes, el comisionado asistente adjunto de la Policía Metropolitana (o Met), Stuart Cundy, dijo que el funeral fue la “operación de protección global más grande que hayamos emprendido”.

“Los oficiales especialistas de la Met y otras fuerzas, quienes trabajan con FCDO (Ministerio de Relaciones Exteriores de la Commonwealth) y muchas otras organizaciones, están bien versados en relacionarse con líderes mundiales y sus propios equipos de protección de donde sea que vengan”, agregó.

“Necesitamos asegurarnos de que este sea un evento seguro y protegido”.

¿Por qué los autos son un problema de seguridad?

El Reino Unido es responsable de la seguridad de los dignatarios extranjeros que visitan el país, y el funeral de la reina es la operación de seguridad más grande que se ha organizado en el país.

Los guardaespaldas que lleguen al Reino Unido junto a dignatarios extranjeros no pueden portar armas a menos que existan circunstancias excepcionales, lo que significa que la policía británica es responsable de cualquier tarea de protección armada.

Se evaluó que los eventos en torno al funeral de la reina eran un objetivo importante para posibles ataques terroristas y protestas, debido a que hay densas multitudes a lo largo de las calles que conducen a la Abadía de Westminster.

Eso significaba que a los dignatarios que asisten se les asignaba un alto nivel de seguridad, pero el número finito de oficiales armados y especialistas capaces de protegerlos no podía extenderse entre las docenas de automóviles que se movían por Londres.

Nick Aldworth, quien dirigió la división de “proteger y preparar” de la policía nacional antiterrorista hasta su retiro en mayo de 2019, declaró que los autobuses se usaron para transportar a los líderes mundiales en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 por las mismas razones.

“Nos quedamos sin oficiales de protección y tuvimos que implementar la ayuda mutua para traer a casi todos los oficiales armados del país”, le contó a The Independent.

“Ponemos grupos de personas en autobuses y minibuses, porque se necesita un número menor de agentes armados para protegerlos”.

Simon Morgan, un exoficial de protección real de la Policía Metropolitana, comentó que la policía británica tiene “primacía” en las operaciones de protección debido a las leyes vigentes.

“Cualquier equipo de protección extranjera que ingrese al Reino Unido comprende completamente las reglas con las que tiene que jugar, como sucede cuando vamos a su país”, agregó.

¿Por qué el presidente de EE.UU. no se subió a un autobús?

El Ministerio de Relaciones Exteriores del Reino Unido se comunicó con otras naciones sobre los arreglos logísticos y tomó representaciones, que es el protocolo estándar para todas las visitas de Estado.

Luego, un organismo oficial llamado Ravec (Comité Ejecutivo para la Protección de la Realeza y las Figuras Públicas) decide a qué líderes mundiales se les asigna protección y la Policía Metropolitana realiza las operaciones correspondientes.

Joe Biden y la primera dama Jill Biden saludan a la multitud abordo de “La Bestia” mientras se dirigen al funeral de la reina (Getty Images)
Joe Biden y la primera dama Jill Biden saludan a la multitud abordo de “La Bestia” mientras se dirigen al funeral de la reina (Getty Images)

Se entiende que, como presidente de EE.UU., los riesgos de seguridad para Biden se consideran más altos que los de otros líderes, lo que significa que se le permitió viajar con un equipo de seguridad en su vehículo blindado en lugar de subirse a un autobús.

Morgan detalló que todos los arreglos de seguridad deben ser “proporcionados y necesarios”.

¿Qué piensan los líderes mundiales de los autobuses?

Hubo informes de que algunas naciones consideraron que los arreglos eran “denigrantes”, mientras que las fotos publicadas en las redes sociales mostraban a otros líderes mundiales sonreír mientras se sentaban juntos camino al funeral de la reina.

Personas en las redes sociales dijeron que las fotos “parecían de viaje escolar”, y muchas cuestionaron el trato diferente que se le dio al presidente de EE.UU.

Cuando se le preguntó cómo se sentía acerca de tomar el autobús durante una entrevista con la BBC, la primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, respondió: “No creo que el autobús merezca demasiado alboroto. Cuando vinimos aquí para la Chogm [la Reunión de Jefes de Gobierno de la Commonwealth], usamos autobuses para el transporte. En Nueva Zelanda, a menudo hago que nuestros ministros compartan el automóvil en una camioneta. Esto tiene sentido”.